of 35 /35
COMPLEMENTACIÓN ACADÉMICA MAGISTERIAL UNIVERSIDAD CÉSAR VALLEJO PROYECTO DE INVESTIGACIÓN TÍTULO: LA INICIACIÓN A LA LECTURA DE LOS ALUMNOS DE 5 AÑOS - NIVEL INICIAL DE LA INSTITUCIÓN EDUCATIVA Nº 1040 REPÚBLICA DE HAITÍ, AÑO 2014. AUTOR: MARLITH PAREDES RIVERO ASESOR: ALEJANDRO MENACHO RIVERA LÍNEA DE INVESTIGACIÓN EDUCATIVA: ATENCIÓN INTEGRAL DEL INFANTE, NIÑO Y ADOLESCENTE

Proyecto de Investigación Marlith (Autoguardado)

Embed Size (px)

Text of Proyecto de Investigación Marlith (Autoguardado)

COMPLEMENTACIN ACADMICA MAGISTERIAL

UNIVERSIDAD CSAR VALLEJOPROYECTO DE INVESTIGACIN

TTULO: LA INICIACIN A LA LECTURA DE LOS ALUMNOS DE 5 AOS - NIVEL INICIAL DE LA INSTITUCIN EDUCATIVA N 1040 REPBLICA DE HAIT, AO 2014.

AUTOR: MARLITH PAREDES RIVERO

ASESOR: ALEJANDRO MENACHO RIVERA

LNEA DE INVESTIGACIN EDUCATIVA:ATENCIN INTEGRAL DEL INFANTE, NIO Y ADOLESCENTE

LIMA PER2014I.-GENERALIDADES

1.1.Ttulo

LA INICIACIN A LA LECTURA DE LOS ALUMNOS DE 5 AOS NIVEL INICIAL DE LA INSTITUCIN EDUCATIVA N 1040 REPBLICA DE HAIT, AO 2014.

1.2.Autor

Marlith Paredes

1.3.Asesor

Alejandro Menacho Rivera

1.4.Tipo de Investigacin

Descriptiva simple

1.5.Lnea de Investigacin

Atencin integral del infante, nio y adolescente.

1.5.Localidad

Cercado de Lima

1.6.Duracin de la Investigacin

II.-PLAN DE INVESTIGACIN

2.1.Realidad Problemtica

La lectura se constituye en una actividad social y fundamental para conocer, comprender, consolidar, analizar, sintetizar, aplicar, criticar, construir y reconstruir los nuevos saberes de la humanidad; asimismo es una forma de aprendizaje importante para que el ser humano se forme una visin del mundo, dndole su propio significado.

La lectura es un elemento del lenguaje importante que facilita el desarrollo sociocultural de un pas. De aqu el nfasis en los ambientes escolares de desarrollar en los nios la habilidad para leer y escribir. Desde comienzos de la civilizacin ambos procesos han existido y han gozado de mucha relevancia para el desarrollo en sociedad, desde las ms cultas como las que estn en desventaja. Desde muy pequeos los nios manifiestan tal necesidad aunque no entiendan el funcionamiento del proceso de lectura.

La habilidad para leer no viene sola sino que se fundamenta en elconocimiento preexistente del nio sobre el lenguaje oral, y se construye mediante un proceso dinmico en el cual interactan y se apoyan los cuatro procesos del lenguaje: escuchar, hablar, escribir y leer (Checa, Luque y Galeote, 1998, p. 441).

En el Per, el problema que se presenta en los colegios es que se intentallevar al mismo ritmo a todos los alumnosde una clase, lo que resulta frustrante para los nios y causa desnimo en los profesores, ya que el nivel de maduracin y desarrollo no es el mismo para todos los nios.

Cada nio tiene su propio ritmo de aprendizaje, para poder aprender a leer deben haber conseguido antes un buen nivel de lenguaje oral. Por esto, se estima que la edad ideal para el aprendizaje de la lectoescritura es en torno a los 6 aos. Antes de esta edad, se pueden hacer actividades que faciliten el posterior aprendizaje.Por otro lado, los elementos del lenguaje estn interrelacionados, por tanto se debe proveer en el ambiente escolar actividades variadas que comprendan esta interaccin entre los mismos y no sostener que conlleve una jerarqua para trabajarlos.

Al respecto, MINEDU (2011), recomienda que en la escuela, se deben brindar oportunidades para que estas interacciones se fortalezcan, a travs de situaciones en las que los nios lean para investigar, comprendan mejor algn aspecto del mundo, busquen argumentos para defender una posicin, conozcan otras culturas, etc.. De esta manera, la lectura va adquiriendo cada vez mayor significatividad en la vida del nio; en la medida que se va haciendo usuario de ella, va descubriendo regularidades hasta llegar al conocimiento del sistema de escritura (lectura y escritura), lo que le permite interactuar con mayor solvencia en el mundo letrado. De acuerdo a la realidad problemtica llevada a cabo en el Aula Verde Nivel Inicial 5 aos de la Institucin Educativa N 1040 Repblica de Hait, las reas de trabajo estn desprovistas de los materiales adecuados que faciliten al nio y a la nia la iniciacin de la lectura. Siendo estos materiales (libros de lectura, cuentos infantiles, hojas imprimibles con dibujos, canciones, cuadernos de escritura) imprescindibles para satisfacer las necesidades que tienen los nios de 5 aos de experimentar un nuevo aprendizaje como es la lectura.

2.2.Formulacin del problema

La lectura es un proceso complejo en el cual intervienen una serie de operaciones mentales parciales y que tiene como finalidad la comprensin del texto escrito.

La iniciacin de la lectura se centra en el proceso mismo de la lectura y en tpicos con conocimiento de las letras y la ortografa, los programas de lectura, mtodos de enseanza, etc. Asimismo, se construye sobre el dominio del lenguaje oral del nio, es decir los nios y nias se enfrentan a la tarea de leer una vez que hayan logrado el desarrollo de habilidades lingsticas, entre las que se incluye: una competencia sintctica bsica, un cierto nivel de vocabulario, y la habilidad para producir y entender la mayora de sonidos de su lengua.

Es as que en torno a lo expresado precedentemente, formulamos el siguiente problema:

Problema General

De qu manera se manifiesta la iniciacin de la lectura de los alumnos de 5 aos Nivel Inicial de la I.E. N 1040 Repblica de Hait, ao 2014?

2.3. Objetivos

Objetivo GeneralDescribir cmo se manifiesta la iniciacin de la lectura de los alumnos de 5 aos Nivel Inicial de la I.E. N 1040 Repblica de Hait, ao 2014.

Objetivos Especficos1. Inferir si los nios demuestran inters por la iniciacin de la lectura.2. Investigar y determinar si existe la factibilidad de construir una propuesta para mejorar el aprendizaje de la iniciacin de la lectura.

2.4.Antecedentes

1. Anguita (2009), Tesis El desarrollo de la conciencia fonolgica en los procesos de lectura y escritura en los primeros aos escolares de la Universidad Metropolitana, Quito Ecuador. Tiene como problema de estudio el efecto en el estudio de la conciencia fonolgica y la importancia de ste para facilitar los procesos de lectura y escritura en nios de los primeros aos escolares. Su objetivo principal es analizar la importancia de acuerdo a los expertos y a las investigaciones realizadas, de proveer a los nios en sus primeros aos de escuela formal, experiencias para desarrollar conciencia fonolgica en el proceso de lectura y escritura. Finalmente se concluye que, de acuerdo a los expertos existe un efecto positivo en desarrollar conciencia fonolgica en los procesos de lectura y escritura. Siendo este efecto mayor en el rea de lectura.

2. Garca (2012). Tesis Anlisis de los recursos materiales para la iniciacin de la lectoescritura en el 2 ciclo de Educacin Infantil, desde una perspectiva constructivista, de la Universidad de La Rioja Ecuador. Tiene como objetivo: Facilitar el proceso de enseanza aprendizaje en lecto-escritura y complementar los conocimientos adquiridos con los conocimientos con los conocimientos previos de los recursos materiales. Concluye que los materiales constituyen una herramienta fundamental para el proceso de iniciacin a la lectoescritura, por tanto, dependiendo del enfoque y forma de trabajo de los contenidos, el alumno estar preparado para conseguir leer y escribir de forma fluida.

3. Araujo (2008). En su Tesis Estrategias de animacin a la lectura para nios-as de cinco a seis aos de edad de la Universidad Tecnolgica Equinoccial, Quito - Ecuador. Plantea como problema de estudio: Dificultades que tienen los nios-as al empezar el proceso de lecto-escritura formal. El objetivo general es definir procedimientos y recursos didcticos de animacin a la lectura con la finalidad de motivar a los nios-as de 5 a 6 aos. Consecuentemente su hiptesis es que los procedimientos y recursos didcticos de animacin a la lectura, motivarn a los nios de 5 a 6 aos de edad a la lectura. Finalmente concluye que existen variados textos de estrategias para la animacin a la lectura, pero estas no son aprovechadas y aplicadas de manera efectiva.

2.5Justificacin

La I.E. N 1040 Repblica de Hait, especficamente en el Nivel Inicial de 5 aos, carece de los materiales adecuados que faciliten al nio y a la nia la iniciacin de la lectura, o en su defecto se aplican actividades que se tornan repetitivas, justamente por la falta de materiales, en mi opinin, esto se debe a la falta de conciencia de los maestros sobre la importancia de afirmar bien las bases para que los nios y nias de 5 aos se inicien en el proceso de la lectura.

La presente investigacin tiene como justificacin promover la aplicacin de estrategias adecuadas para iniciar al nio y a la nia en el aprendizaje de la lectura. Por lo que es necesario que las experiencias pedaggicas que ofrece el Nivel Inicial se fundamente en el proceso de la lectura, tomando como punto de partida la construccin de la lengua oral del nio para favorecer su avance en la iniciacin de la lectura.

2.6Marco Terico

2.6.1La lectura

De acuerdo a la versin de algunos autores, la lectura es definida como el acto de comprender lo escrito, de comprender las ideas que vienen detrs de las palabras.

La lectura es, en la actualidad, una habilidad o competencia muy difcil de promover y potenciar en los nios debido a la avasallante y atractiva cantidad de distractores que los rodean, entre ellos los juegos de computadora y la televisin (Horcas, 2009, p. 1).

La lectura comienza antes de cualquier otro aprendizaje. El nio, desde pequeo, lee imgenes, lminas, carteles, propagandas. Adems extrae significaciones de ellas y le sirven para hablar e inventar historias. Esta etapa en el desarrollo del nio es fundamental. Todo lo que adquiera a travs de los miembros de su familia ser beneficioso en el momento de aprendizaje de la lectura. La lectura, segn Smith F., se inicia con una entrada grfica, los ojos recogen las marcas impresas y las envan al cerebro para que ste lo procese.

Particularmente, puedo definir a la lectura como un proceso o una etapa de aprehensin donde el ser humano, desde nio, pone en prctica sus habilidades y destrezas para leer algn tipo de texto, ya sea cuentos, fbulas, novelas, etc. Al tratarse la lectura de un conjunto de habilidades, el proceso de aprendizaje debe desarrollarse en los primeros aos de la enseanza.

2.6.2.Iniciacin a la lectura

Todos sabemos que el hbito de la lectura es un gran estmulo a la creatividad, imaginacin, inteligencia y a la capacidad verbal y de concentracin de los nios. Asimismo, tambin somos conscientes de que los libros deberan estar presentes en el da a da de los nios, del mismo modo que sus juguetes.

Los libros nos enriquece a todos y que nos lleva a bucear en aventuras, historias, y en riqusimas informaciones. Es la mejor manera de inculcar todos los valores a los nios y que aprendan divirtindose con la lectura.

Hervas (2008), manifiesta que:

El libro es una puerta a la formacin e informacin en todos los sentidos. Lo importante es tener claro que los libros son primordiales, pero el acto de leer, es lo que llevar a nuestros pequeos a este rincn tan exquisito que es la aventura del saber, del conocer y descubrir (p. 4).

2.6.2.1 Un lector no nace, se haceEl inters por la lectura se debe inculcar a un beb desde la cuna y tratar, con persistencia y dedicacin, que se convierta en un hbito. Es fundamental para los nios que aprendan a buscar conocimientos mediante la lectura desde la ms temprana edad. Los nios deben or historias lo antes posible. Se recomienda adems que lo hagan con disciplina, es decir, teniendo fijada una hora al da para hacerlo, que se convierta en costumbre. Podra ser a la hora de dormir, o despus de la comida. No es necesario esperar a que un nio lea para que l pueda tener contactos con los libros.

Segn la revista Gua Infantil (2010):

Hay libros para todas las edades. Libros slo con imgenes, para que los padres vayan indicando el nombre de cada imagen y haciendo con que el beblo repita, hay libros con vocabularios, es decir que adems de la imagen lleva tambin el nombre debajo de la misma, para que el beb vaya visualizando las letras y las palabras. Y los libros con texto e ilustraciones para los nios que ya saben leer. Los padres de nios que todava no saben leer deben leer una y otra vez lo que sus hijos les piden. No deben limitar sus gustos. Que ellos lean lo que les interesan, sea lo que sea. Los padres deben valorar el momento de lectura de los hijos. Valorar y diversificar los temas hablando de ellos con los nios, favoreciendo todo tipo de libro, sea del material que sea (tela, cartn, plstico, etc.), y valorar el tiempo que los nios se dedican a la lectura (p. 6)

2.6.2.2. Hbitos de lectura en los niosEl libroes una gran ventana a la formacin en todos los sentidos. Podramos estar aqu hablando y hablando acerca de los beneficios del libro para los nios, pero no pararamos jams.

Todos sabemos que es sumamente importante que los nios adquieran el hbito de la lectura, pero la gran dificultad reside en la falta de conocimiento de muchos padres en cmo situar a su hijo en este camino.

A continuacin exponemos algunos consejos para fomentar el hbito a la lectura: 1. Introducir la lectura en algn momento del da. Antes de dormir, por ejemplo. Que la lectura de un libro se convierta en un hbito diario, y en una necesidad. Es necesario estar convencido de que la lectura debe ser empleada como una forma ms de diversin.2. Los libros no deben ser introducidos solo cuando nuestros pequeos estn aprendiendo a leer o solo cuando ingresen en la escuela. 3. Por parte de las familias para fomentar el hbito de la lectura, es necesario que los nios/as nos vean, siempre que sea posible, con un libro en la mano. Los nios sentirn ms inters por leer un libro si ven que este hbito est presente en su entorno. Piensa que a los nios les encantan imitar. Que es su forma de aprender. Si ellos notan que les gusta leer y que tratan los libros con cuidado y respeto, ellos probablemente, harn lo mismo.4. Leer los libros en voz alta. Empezar cuando an ellos no sepan caminar. La lectura debe ser un hbito construido lo antes posible. Los nios aprenden a leer mejor si antes escucharon alguna lectura.5. Debemos de dar importancia especial al tiempo que dedicamos para leer a nuestros pequeos los libros y compartir con ellos el placer de leer un cuento, lejos de las distracciones de la televisin. Empieza con los cuentos tradicionales, clsicos, pero fundamentalmente elija libros que agraden a todo el mundo. Si un libro resulta aburrido, olvdelo y busque otro que sea interesante. 6. Cuando los nios son muy pequeos, les gustan repetir y repetir, siempre el mismo libro. No se les debe negar la repeticin del libro. Leer siempre el libro que ellos elijan, aunque para ti sea aburrido. La repeticin les ayudar a adquirir memorizacin y nocin de secuencia.7. Establecer un lugar, un rincn para la lectura. En la cama, en el sof, silln, mesa... no importa dnde. Lo importante es que el nio, al estar en un determinado lugar recuerda de un libro. Eso no quiere decir que no pueda cambiar de sitio cuando le apetezca. Se puede disfrutar de la lectura en cualquier sitio.8. Visitaremos la biblioteca con el nio/a al menos una vez a la semana. All encontraremos actividades relacionadas a los libros, a la lectura, exposiciones, y un ambiente adecuadamente tranquilo, apropiados para el placer de leer y conocer. Le haremos el carn de socio en la biblioteca, para que l pueda prestar los libros que ms le interese.9. Entraremos con el nio/a a las libreras del mismo modo que entran en otras tiendas.10. Otra forma de estimular el inters del nio por los libros, es convertir un libro en un premio. Cada vez que tengamos que premiar nuestros pequeos por algo importante, regalaremos un libro sobre su tema preferido.

2.6.2.3 El libro para la edad de nuestros pequeos

Deben ser libros abundantes en imgenes e ilustraciones. Que tengan recursos para que la lectura no sea aburrida. Para que el nio visualice lo que est oyendo o leyendo.

Es necesario, a estas edades, cambiar los temas para conocer despus las referencias del nio. Empezaremos con los cuentos de toda la vida, luego introduciremos libros ms tcnicos sobre temas como el cuerpo humano, o histricos como la Biblia, o de aprendizaje como los diccionarios. 2.6.3Beneficios de la lectura para los nios

Los beneficios del libro para los nios son incalculables y para toda la vida. Lleva al nio a querer leer, a buscar saber, a adentrarse en el mundo del arte, del dibujo y de la imagen a travs de las ilustraciones. Aumenta su habilidad de escuchar, desarrolla su sentido crtico, aumenta la variedad de experiencias, y crea alternativas de diversin y placer para l. De paso, el nio aprende a convertir fcilmente las palabras en ideas, imagina lo que no ha visto y hace con que consiga bucear en la situacin emocional del personaje, probando sensaciones como el peligro, el misterio... El nio se divierte o llora a travs de los libros. Aparte de esto, el nio aprende valores comunes. El de ser un nio bueno y amigo, por ejemplo, con Peter Pan.

El nio desarrolla conciencias conociendo a s mismo, formando criterios, sin contar que le ayuda a escribir y a relacionarse mejor socialmente. Hoy da parece ser que el inters por la lectura ha experimentado un crecimiento por parte de los nios.

Segn Gutirrez (2013) la lectura permite a los nios aprender las palabras con mayor rapidez, mejora su comprensin y ejercita su cerebro para que la adquisicin del lenguaje, que se produce entre los 10 y los 30 meses, sea lo ms rica posible (p. 12).

En mi opinin, leer es bsico para el desarrollo del lenguaje, adems ayuda al crecimiento intelectual de los nios.

2.6.4Etapas de la lectura

1 Etapa: El nio no es capaz de diferenciar el dibujo de la escritura. En esta primera etapa cuando se le ensea al alumno una imagen con un texto determinado y se les pregunta lo que pone en dicho texto, seala los dos elementos del ejercicio: dibujo y escritura. 2 Etapa: El alumno relaciona directamente el nombre de lo que hay plasmado en el dibujo con el texto (independientemente del nmero de letras). Aunque en cada tarjeta aparezcan diferentes textos, stas siempre correspondern con la imagen que se le muestra.

3 Etapa: El texto sigue relacionndose directamente con el nombre de la imagen, pero el nio ya tiene en cuenta caracteres generales de la escritura empezando por las propiedades cualitativas.

4 Etapa: Aunque lleva a cabo una comparacin cualitativa teniendo en cuenta ciertos detalles de las palabras que conforman el texto, el alumno contina fijndose en la imagen como recurso para prever lo que pone en el texto. 5 Etapa: El nio lee ya algunas palabras pertenecientes al texto. Comienza adems no slo a leer ciertas palabras sino que tambin llega a interpretarlas sin depender totalmente de la imagen.

6 Etapa: En esta ltima el alumno ya es capaz de leer todo el texto. Cuando se le pregunta por las tarjetas y los dibujos el alumno comprende lo escrito en el texto leyndolo de forma correcta (cf. Martnez, Navarro, Ruiz, [s.a.]: 14-15).

2.6.5Modalidades de texto

Dentro del modelo constructivista, podemos observar diferentes modalidades de texto:

2.6.5.1. Lenguaje potico: poesas y canciones

Los alumnos han de saber que dichos textos muestran de manera bonita y agradable los pensamientos y sentimientos de las personas, y que cuando los omos y cantamos suenan bien. Tambin es esencial que los nios sean conscientes de que la manera de escribirlos es diferente a como son escritos los cuentos, ya que en los cuentos, a diferencia de los poemas y canciones (sobre todo en las poesas) estn compuestos por versos que riman entre s (cf. Dez de Ulzurrun, 2000: 97).

La poesa posee un tipo de expresin especial tanto por la sensibilidad que trasmite como por el vocabulario que emplea. Se considera un objeto de estudio importante a tener en cuenta desde la primera etapa de la educacin. Este tipo de texto es muy positivo para los nios ya que el ritmo y las rimas facilitan la memorizacin.

Segn la temtica de esta modalidad de texto el alumno puede poner nfasis en los versos que considere oportuno (siempre guiados por el maestro). En cuanto a las canciones, se puede acoplar cualquier tipo de meloda siempre acorde con lo que se quiera expresar, por eso tambin es esencial el ritmo (alegre y ligero o ms pausado y lento) y la tonalidad que puede sonar ms fuerte o ms suave. Las canciones y los poemas pueden ser inventados o ya escritos por diferentes autores. Normalmente los nios memorizan mejor las canciones y poemas cuando les acompaan diversos gestos acordes con su contenido.

Tambin se les puede mostrar en forma de bits o escribirlo en la pizarra, de este modo se reforzar el lenguaje escrito.

Tanto las canciones como los poemas han de ser cortos, sencillos y variados (adecundose a las diferentes edades de los nios).

Personalmente, quiero destacar que el lenguaje potico debe ser trabajado a nivel oral, los nios deben disfrutar cuando cantan una cancin o escuchan un poema.

2.6.5.2 Lenguaje popular: adivinanzas, pareados y dichos La extensin de estos tres tipos de texto suele ser corta y suelen ir acompaados de imgenes o dibujos pues de ese modo despiertan mayor inters en los nios. En el caso de la adivinanza, la respuesta ha de ser fcil de descubrir por los nios.

Los pareados deben ser sencillos para que los nios los memoricen sin dificultad y, con la ayuda del profesor pueden crearlos ellos mismos, fomentando as su participacin en el aula (cf. Dez de Ulzurrun, 2000: 83).

Los dichos normalmente son de carcter popular, es decir, conocidos por la mayora de las personas lo que facilita su aprendizaje, pues son conocidos, no solo por el docente sino tambin en el entorno familiar del nio. El maestro debe escribir en la pizarra estos textos, ya que facilita la comprensin y posterior memorizacin de los mismos.

Es recomendable complementar los textos con dibujos o imgenes, as los nios mostrarn ms inters y atencin. Es muy importante adems que el maestro ensee una amplia cantidad de textos, pues son un recurso con el que los nios disfrutan a la vez que aprenden.

2.6.5.3 CmicLos nios se van acostumbrando a interpretar gran variedad de smbolos que aparecen en el material escolar, as como sealar, recortar, pintar, escribir, picar, y podemos aprovechar estos recursos para profundizar en la interpretacin de la imagen.

El primer paso en el trabajo sobre el cmic, ser familiarizarnos con l, mediante la observacin, la lectura colectiva y el comentario.

Es importante saber que los textos y la imagen que acompaa a cada uno se dividen en vietas, las cules estn relacionadas entre s siguiendo un orden una secuencia, por tanto estas han de ser ledas en el orden establecido y no aleatoriamente.

En este tipo de texto predomina la imagen pero es importante que los alumnos tambin conozcan la forma en la que aparece el texto que se emplea, que en el cmic se coloca en los bocadillos.

Antes de profundizar en su formato el docente debe explicar y diferenciar entre el bocadillo como tal, es decir, el que ellos conocen (alimento) y el utilizado en los cmics como medio de comunicacin entre sus personajes. Hay distintos modelos que expresan si el personaje est hablando en voz alta o pensando, si est enfadado o contento (cf. Dez de Ulzurrun, 2000: 61).Las onomatopeyas son habitualmente empleadas en estos textos y el trabajo con cmics permite que los nios se familiaricen con ellas (si son sonidos de animales, el claxon de un coche, el sonido que produce el motor de una motocicleta, etc.).

2.6.5.4. Lenguaje publicitario (logotipos y anuncios)

Al ser productos de consumo familiar, dichos logotipos son conocidos perfectamente por los nios y por tanto las primeras actividades que se lleven a cabo salen del propio inters del alumno: marcas de alimentos, de productos que consumen habitualmente en su casa nombres o marcas de juguetes, etc.Por otra parte, los anuncios permiten relacionar un texto sencillo con la imagen correspondiente de forma clara. Son muy fciles de reconocer y recordar ya que sus eslganes (frase publicitaria pegadiza) tienen una construccin pensada precisamente para ser memorizados (tanto visual como oralmente) de una forma llamativa y atractiva (cf. Dez de Ulzurrun, 2000: 29-30).

2.6.6Recursos materiales

2.6.6.1. Lpices, gomas de borrar y rotuladores

La herramienta ms adecuada para iniciar al nio en la lectoescritura es el lpiz y la razn es muy sencilla: si el alumno ha cometido alguna equivocacin en el trazo de una letra, palabra o frase, puede escribirlo de nuevo correctamente borrando el error y modificndose. Es aconsejable que el lpiz sea grueso ya que facilita al alumno su manipulacin y ha de estar etiquetado con su nombre para diferenciarlo del resto de sus compaeros.

El uso de rotuladores tambin es muy til y, al igual que el lapicero, han de ser gruesos ya que se sujetan mejor. Pueden ser de diferentes colores y esto les hace ms atractivos a los ojos del alumno. Difieren del lpiz en la imposibilidad de ser borrado algo que se haya escrito con ellos, por tanto los nios deben estar muy atentos para no equivocarse. En un primer momento los rotuladores son slo utilizados por la maestra para escribir el nombre de cada alumno en la ficha y as ste pueda reproducirlo a lpiz.

Ms adelante los nios podrn utilizarlos para colorear sus pequeas obras de arte (cf. Fons Esteve, 2004: 74).

2.6.6.2. El abecedario: pster y bitsTener un pster grande con las letras del alfabeto en el aula es un recurso necesario, pues permite que los alumnos las vayan interiorizando al ver el cartel todos los das.

Por otro lado, es conveniente que tambin estn presentes a modo de bits de este modo los nios pueden repasar diariamente las letras manipulando las tarjetas y aprendiendo tanto la grafa como el sonido de stas.

En primer lugar es la maestra quien repasa las letras y ms adelante los nios las repiten. Una vez memorizadas, los nios sern capaces de llevar a cabo actividades relacionadas con el abecedario.

El tamao de los bits no ha de ser ni muy grande ni excesivamente pequeo para que a los nios les resulte fcil su manipulacin. Es conveniente que las letras estn acompaadas de una palabra que comience por la letra en cuestin y de su imagen correspondiente. Teniendo en cuenta que el alumno aprende en primer lugar las letras en maysculas, las palabras incluidas en los bits deben estar escritas en dicho formato y en su reverso pueden aparecer tambin en minsculas, para que se vayan familiarizando con los distintos grafemas (cf. Fons Esteve, 2004: 74).

2.6.6.3. CartelesEs un recurso muy til en el aula ya que tanto las poesas, retahlas, adivinanzas como los das de la semana, los meses del ao y el calendario entre otros, son ms fciles de aprender si estn escritas en ese formato. Los carteles adems estn escritos y decorados de forma atractiva para los alumnos y captan mejor su atencin. Pueden ser de diferentes tamaos y es primordial que estn colocados de forma visible desde todos los ngulos para facilitar al alumno su aprendizaje (cf. Fons Esteve, 2004: 74).

2.6.6.4. Letreros y/o bits con el nombre de cada nioEste tipo de recurso sirve de punto de referencia a la hora de: Identificar el material propio del alumno. Saber dnde est su colgador (tambin aparece su foto para encontrarlo ms fcilmente). Localizar el casillero en el cul guarda sus fichas y dems trabajos.

Realizar actividades como por ejemplo: Repasar en asamblea el nombre propio de cada alumno. Colocar el cartel donde indique la profesora. Identificar el nombre del alumno y del resto de sus compaeros para indicar qu alumno ha venido a clase y aquel que haya faltado ese da.

El cartel ha de estar escrito en maysculas y plastificado, as no se estropear al ser utilizado de forma frecuente. Las letras deben ser claras y sencillas, sin adornos ni colores para que todos los carteles sigan la misma estructura y les sean ms fciles de aprender a los alumnos.

2.6.6.5. Hojas y cartulinas

En este caso la variedad y el colorido juegan un papel importante ya que se fomenta la imaginacin y creatividad del nio. Al principio lo ms recomendable es que utilicen hojas de color blanco para ver con claridad los distintos colores que emplearn en sus dibujos. Una vez consolidada la identificacin de todos los colores pueden emplear hojas y/o cartulinas del color que quieran. As podrn descubrir cules son las ventajas e inconvenientes de su eleccin.

2.6.6.6. Letras mviles y juegos de letras

Es uno de los materiales esenciales para la iniciacin del nio a la lectoescritura.

Las letras mviles son de diferentes colores y maysculas; ms adelante se incluirn las minsculas.

Adems al ser magnticas el alumno puede colocarlas en una pizarra magntica del modo que quiera, agruparlas o jugar con ellas de otras maneras (cf. Fons Esteve, 2004: 76).

Por otro lado pueden ser un buen recurso para consolidar el aprendizaje las letras que componen su nombre o formar, con la ayuda del docente y sus compaeros, palabras sencillas con pocas letras al principio y luego ampliar su nmero progresivamente: sol, pato, casa, coche, verde, etc.

2.6.6.7. Cmics

En este tipo de libro deben predominar, para que a los nios no les resulte ardua su lectura, los dibujos sobre el texto y han de ser apropiados para su edad.

Por otro lado es recomendable que el nmero de pginas no sea muy extenso, pues a estas edades los nios pueden llegar a cansarse fcilmente y perder el inters en su contenido (cf. Fons Esteve, 2004: 74).

2.6.6.8. Libros de lectura

Las editoriales de libros infantiles no solo aumentaron la cantidad de productos como tambin mejoraron su calidad (http://libros.educativos.info/tag/libros-ninos-5-anios/). Si damos un paseo por las libreras y bibliotecas infantiles, podemos encontrar una infinidad de libros vestidos con las ms curiosas ilustraciones, rellenos de los temas ms interesantes. Entre ellos tenemos:1. Letrilandia. ste se basa en el mtodo sinttico ya que va desde la unidad ms pequea de significado (la letra) hasta la ms extensa (la frase), es decir, parte de la unidad sencilla para llegar a estructuras cada vez ms complejas (cf. Usero, 2011a: 9).

2. Quin sabe liberar a un dragn? El libro quin sabe liberar a un dragn?, de Paloma Snchez, es una preciosa fbula, recomendada para nios de entre 5 y 8 aos, que habla sobre la amistad, la esperanza y la ilusin.Un dragn pasa los das triste y solitarioentre las pginas de un cuento abandonado, aguardando a que alguien acuda a liberarle de su cautiverio. Volver el viejo dragn a entretener a algn nio? Un estupendo libro que reflexiona sobre las ilusiones y fantasas en la infancia. Tambin disponible en versin digital.

3. Libro Coco y Po. Bosque de librosEs un libro cuyo autor es Alexis Deacon Ttulo:Coco y Po, editorialEkare 2014. Es un Cuento infantil ideal para nios a partir de 5 aos. Una historia divertida que cuenta cmo de dos huevos nacen dos criaturas totalmente diferentes.

4. Libro Platero y yo para niosVersin del clsico de Juan Ramn Jimnez Platero y yo, adaptado para nios por Rosa Navarro. Un cuento clsico ideal para nios alrededor de los 6 aos.

5. Cuento El sueo de MatasCuento infantil de la editorial Kalandraka. Ideal para nios de edades entre 5 aos y 8 aos. Del autor Leo Lionni. En el cuento, los protagonistas son unos ratones, que eran muy pobres, pero tenan puestas todas sus esperanzas en Matas. Crecera y quizs se hiciese mdico.

2.7Marco Conceptual

Una de las formas de comunicacin que emplea el ser humano es el habla, y a travs del tiempo ha inventado otros cdigos de mayor complejidad que son los llamados sistemas de representacin grfica. Dentro de ellos, primero fueron las manifestaciones pictogrficas, luego las ideogrficas y por ltimo, las alfabticas o fonticas, es decir, se hizo una transicin del smbolo al signo lingstico, el cual se emplea en la escritura y se apoya directamente en el lenguaje oral, ya que sirve precisamente para representar grficamente los sonidos de la lengua, los cuales para ser ledos requieren de un previo conocimiento del lenguaje oral.

Preciso que el aprendizaje influye en el ser humano desde su nacimiento, de acuerdo a las condiciones ambientales en que se presente.

2.7.1Proceso para el aprendizaje de la lectura

Hay que tener claro que ensear a leer difcilmente se consigue por imposicin; se obtiene a travs de un tratamiento positivo, obrando indirectamente para que se cree un clima favorable, sobre todo cuando se trata de nios pequeos. En este aspecto Sandroni y Machado expresan que la aficin de leer acta: por contagio de unas actitudes, de un ambiente o de una oferta creada en su entorno para que se desarrolle este beneficiosa actitud. Muchas veces las aficiones y los gustos estn ms ligados a la afectividad que a la efectividad. Ms prximos a la persuasin que a la obligacin. Se trata de conseguir que el hbito nazca de los propios nios, de crear las condiciones favorables para que surja en ellos el deseo de leer, y de seguir leyendo.

As, cuando el nio llega a la escuela ha logrado determinados niveles que harn posible el aprendizaje pedaggico: maduracin biolgica y particularmente neurolgica; trnsito del periodo preoperatorio al operatorio en el desarrollo de su pensamiento y sobre todo, un nivel de aprendizaje de las funciones cerebrales superiores que sern necesarias en el aprendizaje escolar.

Guerrero, Torres y Restrepo (2006) nos refieren que:Las habilidades que presentan los nios en el proceso de aprendizaje de la lectura, especialmente en el primer grado y considerando a toda la poblacin del grado de preescolar, son de altsimo inters para comprender de qu modo se van dando las respectivas sntesis que forman los estereotipos de la lectura, cules son las diferenciaciones ms difciles, cules son los procesos de consolidacin ms rpidos y cules los ms dificultosos y as sucesivamente, para ir desarrollando estrategias que los motiven a leer. (2006, p. 17)

2.7.2Animacin a la lectura

El concepto de lectura se puede entender desde varios puntos de vista, es decir, como una actividad visual, como comprensin del lenguaje oral, como proceso de reflexin o de muchas otras formas. La animacin a la lectura, debe ser asumida como el intento para que los nios valoren los libros y descubran las posibilidades que les ofrece la lectura como fuente primordial de disfrute, de aventura, de ocio, de diversin y de placer.

La animacin a la lectura es animar o incitar al nio a leer, es adentrarle en una aventura en la que l mismo se convierte en protagonista, a partir de la identificacin con los personajes de ficcin. Por lo tanto, la animacin a la lectura puede ser considerada como una actividad que propone el acercamiento del nio al libro de una forma creativa, ldica y placentera.

Segn mi punto de vista personal, el aprecio por la lectura debe ser incentivado desde la etapa de jardn en los nios, ya que a esa edad, despiertan y estimulan su imaginacin y enriquecen su vocabulario.

III.-METODOLOGA

3.1Tipo de estudio

El presente Proyecto de Investigacin, corresponde al tipo de estudio cuantitativo, por cuanto desarrollo todo el proceso de iniciacin a la lectura, comprendiendo diferentes mtodos para incentivar la lectura en los nios de 5 aos nivel Inicial.

3.2Diseo de Investigacin

El diseo de investigacin es Transversal Descriptivo, que tiene como objetivo indagar la incidencia y los valores en que se manifiesta la variable determinada en el presente Proyecto de Investigacin.

3.3Identificacin de variables

3.3.1Operacionalizacin de variables

23

MATRIZ DE OPERACIONALIZACIN DE VARIABLESVARIABLE: INICIACIN A LA LECTURADimensionesIndicadoresItems / PreguntasEscalasNiveles o Rangos

Iniciacin a la lecturaInters por la lecturaHbitos de lecturaEl libro segn la edad de los nios

Los nios de 5 aos nivel Inicial han mostrado inters por la iniciacin a la lectura?SNo

BeneficiosAumento de habilidadDesarrollo del sentido crticoAumenta variedad de experienciasCrea alternativas de diversin y placer.Los nios de 5 aos, han demostrado habilidad y destreza en la iniciacin a la lectura?SNo

Modalidades de textoLenguaje poticoLenguaje popularCmicLenguaje publicitarioLos nios de 5 ao Nivel Inicial sienten motivacin para leer algn tipo de texto?SNo

Recursos materialesLpices, gomas de borrar, rotuladores.El abecedario: poster y bits.CartelesLetreros y/o bits con el nombre de cada nioHojas y cartulinasLetra mviles y juego de letrasCmicsLibros de lecturaCuenta el aula de 5 aos Nivel Inicial con los recursos materiales adecuados para la iniciacin a la lectura?SNo

3.5Poblacin, muestra y muestreo3.5.1PoblacinLa poblacin est conformada por todos los alumnos del Nivel Inicial 5 aos. 3.5.2MuestraLa muestra fue seleccionada al azar, es decir, 20 alumnos del Nivel Inicial 5 aos, Aula Verde de la Institucin Educativa N 1040 Repblica de Hait.