of 60 /60
DIRECTOR: ALBERTO CARBOT Vanessa Arias Avatar Rompe todos los récords CHIAPAS PIONERO EN EL USO DE BIODIESEL EN TRANSPORTE PÚBLICO SUSANA LEZAMA La reconocida acuarelista califica a los corredores de arte como un mal necesario Permitirá disminuir el costo del pasaje Sandro América llora al ídolo Una ninfa latina en Washington APOCALIPSIS EN HAITÍ La ONU asegura que es la peor catástrofe que ha enfrentado Reportaje especial

Revista Gente sur 159

Embed Size (px)

DESCRIPTION

Revista mexicana de política, cultura y deportes

Text of Revista Gente sur 159

  • DIRECTOR: ALBERTO CARBOT

    Vanessa Arias AvatarRompe todos los rcords

    cHIAPASPIONERO EN EL USO

    DE BIODIESEL EN TRANSPORTE PBLICO

    SuSAnA lezAmALa reconocida acuarelista

    califica a los corredores de arte como

    un mal necesario

    Permitir disminuir el costo del pasaje

    SandroAmrica llora al dolo

    Una ninfa latina en Washington

    APocAlIPSIS en HAItLa ONU asegura que es la peor catstrofe que ha enfrentado

    Reportaje especial

  • AlbertoCarbotprimerA pAginA

    gabrielVargasLA FAmiLiA BUrrn

    LuisFloresCArTn

    marcosRomerode esTo se hABLA

    ArmandoRojas ArvaloepisToLArio

    YoloxchitlCasas ChousalFeminisCenCiAs

    marioA. Hernndez R.eL sAmAriTAno

    humbertoMataleL goTero de hUmBerTo

    marcoAurelioCarballo CrniCAs non sAnCTAs

    VernicaHernndezinTerespACio

    JacoboAcostaCArTn

    ndice

    gentesur 1

    20

    3

    41

    1

    6

    42

    13

    Su magnetismo animalAutntico sex symbol latinoamericano

    51

    opinin

    53

    Sandro y sus fans. Fidelidad a toda prueba. Sus nenas, como las bautiz, nunca lo abandonaron y le lloraron desconsoladamente. En las puertas del hospital de Mendoza, frente a su casona de Banfield, en la periferia sur del Gran Buenos Aires o en el Congreso Nacional, donde se realiz el multitudinario velatorio, campe la tristeza

    10

    14

    54

    Su lucha por alcanzar el xitoEn 1960 debut como solista

    18

    5

    38

    43

    La acuarela es como la vida, propone caminos y metas que al final cambianLos corredores de arte, un mal necesario, asegura la pintora Susana Lezama

    43

    56

    Plcido Domingo ofreci concierto en el ngelCant villancicos ante ms de 300 mil personas

    El Apocalipsis se cumpli en HaitLa ONU la califica como la peor catstrofe que ha enfrentado 8

    Amrica llora al dolo Muere el cono popular argentino

    14

    44

    Tuxtla Gutirrez, entre las 15 principales ciudades digitales de Amrica LatinaAsegura Jaime Valls Esponda presidente municipal

    Chiapas, primer estado en usar biodiesel en transporte urbanoInician operaciones las 71 unidades del Conejobus

    38

    10

    Sandro

    Argentina de lutoSe le equipara ya con el inmortal Carlos Gardel

    36

    La piel de Roberto SnchezNieto de un inmigrante gitano

    16

    26 El milagro que nunca llegEl arriesgado trasplante

    28 La ltima esperanza de vidaLas oraciones multitudinarias por su recuperacin

    30 Autntica devocin por El GitanoUna celebridad; la fama nunca lo abandon

  • En Gentesur, en este nmero he-mos querido hacer una suerte de homenaje a una figura de alto ca-lado de la msica popular latinoameri-cana, Sandro de Amrica o si se quiere, Roberto Snchez.

    No es casual que hayamos dedi-cado un amplio espacio a este gran intrprete argentino -reservado ante-riormente slo a contados personajes de la talla de Jaime Sabines, Ral An-guiano, Hctor Garca, Gabriel Vargas, Guillermo Schulenburg, Pedro Infante, Alma Red o la diva, Marilyn Monroe, por ejemplo-, por cuanto a que Sandro en su momento represent un verdade-ro fenmeno para la cultura popular en la regin, slo comparable a artistas de la envergadura de Agustn Lara, Pedro Vargas, Jorge Negrete o en tiempos modernos, Jos Jos o Luis Miguel.

    Por ello no resulta extrao que en Argentina misma se le haya compara-do ya con Carlos Gardel, el cono na-cional.

    La analoga podra parecer extral-gica o exagerada, pero el tiempo dir si quienes se atrevieron a plantearla te-nan algo de razn. Por desgracia no existe una tabla de medidas para el talento creativo o de empuje popular.

    El delirio que las masas sienten hacia ciertos conos no depende de las matemticas, la qumica o la fsica. Va ms all y se vincula con el capricho de las multitudes, con el misterio con el que se mueven sus ilusiones, gustos e ideales.

    De lo que no hay duda es que San-dro fue una figura que rebas las fron-teras no slo de su pas, sino tambin de Amrica Latina. Por algo las grandes disqueras le llegaron a ofrecer contra-tos multimillonarios para incursionar en otros mercados, pues lo vieron como una especie de Elvis Presley latino.

    Lo admirable es que este pop star -para emplear la terminologa actual- prefiri mantener su independencia de los designios de las grandes firmas.

    La rebelda gitana que corra por sus venas lo llev a mantener inclume su dignidad artstica. Sin duda, fue un

    PRIMERA PGINASandro, casi como Carlos Gardel

    A L B E R T O C A R B O T G E N T ESURDirector General

    Alberto CarbotSubdirector de RedaccinMarcos Romero Martnez

    ReporterosNorma Ins RiveraAlberto Vega VieyraAna Mara Torres

    Roberto CienfuegosJuan Carlos Castellanos

    Mara BatrezYuriria Rodrguez Castro

    Diseo Alejandro Corts

    Laura Vernica Zenil Verduzco

    Caricaturas y VietasGabriel Vargas

    Luis FloresJacobo AcostaSixto Valencia

    Alfonso MorenoDeportes

    Rafael HuidobroColaboradores

    Armando Rojas Arvalo, Guillermo Schulenburg (+), Fernando Belmont,

    Juan Campos Vega, Roberto Sosa, Arturo Arredondo, Yoloxchitl Casas, Sergio Valls

    Hernndez, Luis Alberto Garca, Marco Aurelio Carballo, A. Cuchub, Hctor Garca, Mara Garca, Mario Alberto

    Hernndez Romo de Vivar, Sofa Rodrguez Zepeda, Vera Mojica, Humberto Matal,

    Vernica Hernndez Cedillo y Bertha Fernndez

    FotografasAgencia Eikon

    Eikon Tel. 52 08 69 33 y 55 11 04 11www.eikon.com.mx

    Asesora legalJurdico Benitez Granados y Asociados

    Tel. 55 76 10 71 y 5576 66 83Servicios especiales: El Imparcial de Oaxaca /CIMAC/ Quadratn/Agencia Michoacana de informacin y Anlisis.Fotos portada: Sandro/Peridico Clarn-Argentina/Vanesa/www.chicametro/Gentesur Los artculos son responsabilidad exclusiva de sus autores y no corresponden necesariamente a la lnea editorial de la revista.GENTE SuR, es una publicacin mensual, impresa y editada por Gente Sur Ediciones/Manuel Alberto Ocampo Carbot. Apartado Postal 7-935, Col. Roma C.P.06700. Tel. y Fax 55 59 91 29 y 55 59 66 76Impresin digital y preprensa Editorial Color S.A. de C.V. Naranjo Nm. 96 Bis. Col. Santa Mara la Rivera, Mxico, D.F. CP. 06400. Tel. 55 47 35 40GENTE SuR Nm. 159 Enero del 2009 Certificado de Licitud de Ttulo No. 9024 y de Licitud de Contenido No. 6335 de la Comisin Calificadora de Publicaciones y Revistas Ilustradas de la SEGOB. Publicacin peridica. Reg. Nm. PP-DF-045. Autorizado por Sepomex PP09-0321. Certificacin de SEGOB 005-031.Miembro activo de Prensa Unida de la Repblica, AC. Registro No 1005. Certificacin de tiraje ante la Secretara de Gobernacin, por Lloyd Mexicana SRL de CV. Control No. 12293, Serie E. Referencia 72904 LLOYDMEX

    www.gentesur.com.mxE-mail: [email protected]

    hombre que agitaba a las masas, sobre todo a las jvenes, pero luego tambin a miembros de otras generaciones, como qued demostrado durante sus ms re-cientes presentaciones y el largo y des-gastante proceso de su agona y muerte.

    En Mxico, a cada visita provoca-ba tumultos y furor entre sus fanticos. Cuestin, por ejemplo, de ver aqul fa-moso video del popular programa Siem-pre en Domingo, conducido por el extin-to Ral Velasco, donde se observa como las mujeres deliran ante su presencia.

    Por todo ello, sorprende que en nuestro pas su muerte haya pasado prcticamente inadvertida y que la pren-sa haya dedicado espacios menores. Slo unas pequeas lneas en alguna re-vista del corazn y algunos diarios, y 2 o 3 viejas fotografas, a lo sumo, sin contar pequeas reseas en la televisin.

    Gentesur pretende hacer a un lado el manejo de una prensa muchas veces obsesionada por la inmediatez y rehn de las urgencias, sobre todo polticas y no tanto sociales.

    El olvido es una condena demasiado rigorista contra un artista como Sandro, que supo manejar la fama y logr esta-blecer una lnea divisoria entre el esce-nario y la vida privada.

    Cuando descenda de la tarima des-de la cual provocaba el frenes de sus admiradoras, dejaba de ser la figura de ensueo tapizada de luces, para conver-tirse en un ser de carne y hueso, como cualquiera, es decir, el ciudadano Rober-to Snchez.

    El Gitano, como tambin se le cono-ca, se despidi de este mundo en medio de la apoteosis en su pas. Fue un profeta en su tierra. La prensa de Mxico, donde fue un cono en los aos 70 y principios de los 80, debi darle el espacio que se mereca. Sin embargo, a travs de las re-des sociales, miles de seguidores le han dedicado grandes espacios con nostal-gia y pesar.

    En estas pginas, tambin lo hemos querido hacer, siempre a la manera de Gentesur, de forma muy profesional. Su particular estilo y melodas perdurarn por muchos aos. G

    2 GENTESUR

  • humor degabriel vargas

    gentesur 3

  • 4 gentesur

    [email protected]@hotmail.com

    Sobre el reportaje de Mxico, basu-rero radiactivo de EU

    QUIENES REALIZAMOS GENTESUR

    NOS UNIMOS AL PESAR DE LA FAMILIA

    CARBOT CISNEROSPOR EL DECESO DE

    FERNANDOCARBOT

    HACEMOS VOTOS PARA QUE SU FAMILIA ENCUENTRE EL CONSUELO Y LA TRANQUILIDAD ESPIRITUAL

    MXICO, DF, ENERO DEL 2010

    Excelente artculo. Me da mucho gusto que se valore a los verdaderos atletas; Mil Mscaras es nico e inigualable. Mis felicitaciones para l, por su perseverancia y empeo en la vida. Yo vivo en Culiacn y me gustara conseguir su revista y espero que me puedan ayudar.Gracias por su entrevista.Marcos [email protected]

    Gracias por la entrevista al mejor luchador de nuestro pas. En verdad es el luchador ms completo de Mxico y el ms espectacu-lar del mundo. Mil Mscaras ha sido siempre mi dolo y un ejemplo de vida.Juan Manuel Rodrguez [email protected]

    Mil Mscaras, el luchador ms completo

    Felicitan a Hctor Garca por sus fotos de Pedro InfanteAntes que nada, quiero felicitarlos por su reportaje tan completo sobre la muerte de Pedro Infante. Yo soy un gran admirador de Pedro y me indigna mucho que a estas altu-ras, continen aprovechndose de su fama y viviendo de su imagen. Ojal y pronto sa-quen el libro que mencionan con sus fotos y ancdotas y felicito mucho al seor Hctor Garca por haber conocido personalmente a mi dolo, y por sus fotos.Luis Roberto Alcal [email protected]

    Felicitaciones por denunciar hechos vergon-zosos como ste. Es una verdadera vergen-za que nuestros gobernantes sean unos co-bardes a los que no les interesa el pas ni sus habitantes, ni pongan atencin a este peligro que nos amenaza. Gracias.Jorge [email protected]

    Acerca de los spring breakersSoy estudiante de la lienciatura en Turismo y creo que su artculo sobre los spring breakers presenta un anlisis bastante amplio de ese fenmeno. Los felicito por su investigacin sobre el temaAna Karina [email protected]

  • humor deLUIS FLORES

    gentesur 5

  • 6 gentesur

    de esto se habla

    Mientras parece ser que los vientos de paz, sere-nidad y reconciliacin que suelen campear en Navidad y Ao Nuevo no soplaron sobre la jerar-qua catlica ni sobre el PRD, la Iglesia de la Santa Muerte anunci que oficiar bodas gay.

    A contracorriente de lo que han proclama-do las congregaciones catlica, protestante y

    ortodoxa, la denominada Iglesia Tradicional Mxico-USA, que venera a la Santa Muer-te, apoy a los valientes legisladores

    que se atrevieron a aprobar el ma-trimonio entre parejas homo-sexuales en el Distrito Fede-ral.

    El vo-cero del A r z o -

    bispado de Mxico, Hugo Valdemar, afirm que el PRD le ha declarado la guerra a la sociedad mexicana, pues la mayora de ella es cristiana, que siente respeto por la vida y la familia.

    Son ellos (el PRD) quienes no respetan la vida y han legislado para asesinar a nios inocentes en el vientre de sus madres; son ellos quienes no respetan los valores de nuestra fe como el matrimonio y lo han equiparado con la unin de personas del mismo sexo, seal Valdemar en uno de los ms recientes captulos de la trifulca verbal que sostienen ambas partes.

    En tanto, el asamblesta Vctor Hugo Romo, acus a un supuesto hijo del difunto cardenal Ernesto Corripio Ahumada de estar promoviendo reuniones para oponer-se a la nueva ley, aunque luego debi disculparse.

    Pero la Iglesia de la Santa Muerte calific de hi-pcritas e intolerantes a los panistas y catlicos que se oponen a esta reforma y convoc a la comunidad lsbico-gay para sacar del clset a todos los curas que forman parte de sus filas.

    Iglesia de la Santa Muerte oficiar bodas gay

    Ciudad Jurez se volvi a colocar por segundo ao consecutivo como la ms urbe ms violenta del mundo, de acuerdo con ranking elaborado por el Consejo Ciudadano para la Seguridad Pblica y la Justicia Penal.

    El organismo no gubernamental indic que el ao pasado se reportaron 191 homicidios dolosos por cada 100 mil habitantes en Ciudad Jurez, donde vi-ven 1.4 millones de personas, y se registran 100 se-cuestros por cada medio milln de habitantes.

    Ciudad Jurez, la segunda ms importante dede Chihuahua, super en violencia a otras urbes alta-mente peligrosas como San Pedro Sula (Honduras), San Salvador (El Salvador), Caracas (Venezuela), Guatemala (Guatemala), Nueva Orlens (Estados Unidos), Medelln (Colombia) y Ciudad del Cabo (Sudfrica).

    El presidente del CCSPJ, Jos Antonio Ortega, es-tim que la estrategia del gobierno federal para com-batir el crimen organizado ha fracasado.

    Al asumir su cargo el 1 de diciembre de 2006, el presidente Felipe Caldern incorpor al Ejrcito en la lucha antidrogas.

    Los juarenses se quejan una y otra vez de sufrir un total abandono del gobierno federal y culpan al Ejr-cito de que la ola de violencia que los mantiene como rehenes haya empeorado.

    Otra vez Ciudad Jurez lder mundial en violencia Usando el viejo clich del mexicano de sombrero de 4 pedradas, hua-rache y sarape de colores, un anuncio de una firma de sorteos pro-

    piedad de Televisa sorprendi por su originalidad manejando el concepto de la migracin al revs de Estados Unidos a Mxico.

    El delantero estadouniden-se, Landon Donovan, del club de ftbol Galaxy de Los nge-les, protagoniza el spot televi-sivo.

    Donovan ingresa agazapa-do entre los matorrales del de-sierto en la zona limtrofe entre Mxico y Estados Unidos pero es sorprendido por un guardia fronterizo despertado por el rui-do que hace el jugador.

    El polica se muestra extraado de que haya un gringo tratando de cruzar la lnea clandestinamente en sentido contrario a cmo lo hacen cada ao unos 400 mil mexicanos.

    Donovan le aclara que decidi entrar al pas porque ganar aqu en Mxico es ms fcil y le muestra un billete de este juego de lotera.

    Como es natural, el agente le arrebata el ticket y le pide que regrese a su pas porque no le permitir el acceso y decide ver si el boleto est premiado.

    El anuncio es bastante original y muestra exactamente lo contrario de lo que ocurre en la realidad, aunque no es desdeable la creciente inmigracin de gringos jubilados a la zona de Los Cabos y San Miguel Allende, todava en nmeros no comprables con la inmigracin de mexi-canos hacia Estados Unidos.

    Donovan y la migracin al revs

  • gentesur 7

    marcosromero

    Antonio Vzquez Alba, mejor conocido como El Brujo Mayor, pre-dijo que la presidenta del PRI, Beatriz Paredes, le ganar la dispu-ta interna al gobernador mexiquense Enrique Pea Nieto y segura-mente ser la candidata presidencial del tricolor para las elecciones del 2012.

    El pitoniso sin embargo admiti que Pea Nieto s se casar con Anglica Rivera, mejor conocida como La Gaviota, con la que man-tiene un romance desde hace tiempo.

    Entre sus predicciones para el nuevo ao, el nigromante augur que este ser un ao complicado, lleno de dificultades y problemas difcilespara el presidente Felipe Caldern, que se ver obligado a adoptar ms cambios en su gabinete.

    Sobre Andrs Manuel Lpez Obrador, predijo que su salud se ver demeritada debido a constante la tensin nerviosa.

    Respecto al PRD, indic que re-gistrar una cada pavorosa y que-dar sumido en el caos.

    Pero el PAN no canta mal las rancheras y tambin continuar divi-dido durante este ao.

    En cambio, al PRI le ir bien y mantendr la capacidad de

    unin, segn los vaticinios del Brujo Mayor.

    Con el debido respeto, no se necesita ser brujo para va-ticinar estos ltimos augurios.

    Beatriz ser la candidata del PRI, dice Brujo Mayor

    La epidemia de dengue que azota al pas se extendi prcticamente a toda la Repblica, al abarcar a 28 de los 32 estados del pas. Slo el Distrito Federal, Baja California, Tlaxcala y Chi-huahua se mantienen libres de la enfermedad.

    El fenmeno confirma una tendencia mundial, pues mientras hace 40 aos el virus slo se localizaba en 4 pases, ahora se expande a travs de un centenar de naciones.

    El vector transmisor de la enfermedad, que es el mosquito Aedes aegypti, se ha hecho resistente a insecticidas tradicionales y a condiciones de cada vez mayor altura y temperatura, a tal grado que los especialistas creen que podra llegar a la ciudad de Mxico y a zonas glidas.

    Los estados ms golpeados por la epidemia son Veracruz, Chiapas, Quintana Roo, Yucatn, Guerrero, Michoacn, Nayarit, Colima y Jalisco, es decir, costeros.

    Los casos se han incrementado un 50 por ciento este ao con relacin al anterior, al pasar de 27 mil 479 a 40 mil 865 entre 2008 y 2009, segn las autoridades sanitarias.

    El dengue hemorrgico, que es el ms peligroso, aument un 40 por ciento, segn informes oficiales.

    Los ltimos estados libres del dengue -Quertaro, Zacatecas y Guanajuato- comenzaron ya a reportar los primeros casos.

    Anteriormente, el mosquito volaba a una altitud mxima de mil 500 metros sobre el nivel del mar, pero ahora ya puede llegar hasta los mil 800 metros, segn Miguel Angel Lezana, director del Centro Nacional de Vigilancia Epidemiolgica.

    El dengue se extendi ya casi a todo el pas

    El magnate mexicano Moiss Saba, de 46 aos, ex director de Unefon y dueo de empresas inmobiliarias, textiles y hoteleras, muri en un accidente de helicptero el 10 de enero pasado.

    El aparato Augusta, de fabricacin ita-liana donde regresaba a la ciudad de Mxico desde Toluca des-pus de un viaje de descanso en Nueva York, se precipit a las 20:39 horas sobre un profundo barranco en San Lorenzo Aco-pilco, en la zona de Cuajimalpa, donde perecieron junto con el hombre de negocios su esposa, su hijo y su nuera.

    El presidente Caldern lament la muerte de los 4 miembros de la familia Saba y del piloto de la nave, Armando Fernndez y expres su solidaridad con la comunidad juda en la capital.

    Segn informes preliminares en torno al percance, la espesa niebla imperante en la zona de La Marquesa y extendida hasta el poniente de la capital, habra sido la causa de este trgico acciden-te, aunque falta por elaborarse el peritaje oficial.

    La aeronave se encendi al impactarse en tierra y los cuerpos resultaron calcinados.

    De acuerdo con la tradicin juda, Moiss Saba Masri y su hijo

    Alberto Saba Tuachi, Adela Tuachi y Judith Cattn -esposas de am-bos-, fueron sepultados en la seccin juda del panten Jardn, en presencia de familiares y amigos.

    Mueren Moiss Saba, su esposa, hijo y nuera

  • 8 gentesur

    de esto se habla

    Ya era un Estado fallido y una de las naciones ms caticas del mundo, pero el terremoto de 7 grados Richter que sacudi a

    El Apocalipsis se cumpli en Hait

    Hait el pasado 12 de enero su-mi en la miseria absoluta e hizo conocer el infierno en la tierra a los 9 millones de habitantes de

  • gentesur 9

    esa desolada nacin, paradji-camente la primera en alcanzar la Independencia en Amrica La-tina y el Caribe.

    Al menos una tercera parte de la poblacin total del pas, escenario de cruentos golpes de Estado y una de las nacio-nes ms deforestadas del mun-do, fue afectada por el gran sacudimiento telrico, cuyo epicentro se ubic a slo 15 kilmetros de Puerto Prncipe la capital.

    La falta absoluta de infra-estructura convirti a Hait en una especie de pandemonium, donde desde un primer mo-mento los sobrevivientes tro-pezaban con cadveres y se escuchaban gritos de lamento bajo toneladas de escombros a lo largo de una amplia zona del pas.

    Las autoridades calcularon en una primera estimacin al menos 100 mil muertes, pero las cifras cambiaban a cada momento. Entre otros edificios, se vino abajo el Palacio Nacio-nal y el Parlamento.

    La ayuda internacional se precipit en avalancha al pas, aunque no con tanta rapidez como se vinieron abajo mi-les de edificios y viviendas, la mayora precarias, pero el ae-ropuerto de Puerto Prncipe no fue capaz de albergar a una gran cantidad de naves ni de

    nas 12 pudieron retornar al tercer da.

    La jerar-qua catlica mexicana lanz llamados a los feligreses para movilizar ayu-da y se abrieron centros de aco-pio en todo el pas, en especial en la Cruz Roja y en la embajada hatiana.

    Mxico envi varios aviones con equipos de rescate, perros entrenados, v-veres, medicinas, equipos hos-pitalarios y de demolicin, pu-rificadoras de agua, plantas de energa elctrica y dos buques con ayuda humanitaria.

    admitir vuelos nocturnos por falta de energa elctrica y no haba siquiera ambulancias, camiones o vehculos para dis-tribur la ayuda.

    Desde el tercer da de la tragedia se anunci la muerte de una mexicana aunque se te-ma que hubiera algunos ms.

    El edificio de la sede diplom-tica del pas sufri daos es-tructurales y hubo que habilitar un inmueble alterno. De los 80 mexicanos que residen en Hai-t, slo fueron localizados 40 en un primer momento y ape- G

  • 10 gentesur

  • gentesur 11

  • 12 gentesur

  • gentesur 13

    Van 2 marchas por la paz que se reali-zan en el Distrito Federal, en el lapso de 4 aos. En ambos casos, los organiza-dores fueron recibidos inmediatamente al trmino de las manifestaciones, por las autoridades correspondientes, a quienes les entregaron las respectivas propuestas para acabar con la violencia.

    En el 2004 el Presidente era Vicente Fox y Andrs Manuel Lpez Obrador el jefe del gobierno capitalino. Hoy, el Presi-dente es Felipe Caldern y Marcelo Ebrad gobernador de la urbe.

    Igual que en el 2004, en esta ocasin las autoridades mostraron su preocupa-cin por la escalada de violencia y dijer-on estar profundamente interesadas en resolver el problema. Bla bla bla.

    La violencia contina y es cosa de to-dos los das. Los secuestros, los enfrenta-mientos entre bandas de sicarios y entre stos y las fuerzas del orden, las ejecucio-nes con saa y crueldad y la impunidad derivada de la corrupcin que impera en las esferas del poder, son cuestiones co-tidianas.

    Fue conmovedor ver a cientos de miles de ciudadanos vestidos de blanco desfilando por las calles con veladoras encendidas, reclamando ya basta! a una sola voz. Igualmente result emotivo ver a nios, ancianos y mujeres y hombres de todas las edades y condiciones sociales, unidos codo con codo y un mismo espritu pidiendo paz y tranquilidad. La diferen-cia entre la marcha del 2004 y sta, del 2008, fue la demanda de que todo el funcionario que no pueda, renuncie.

    Dos o 3 das despus Roberto Cam-pa Cifrian renunci irrevocablemente al puesto de secretario ejecutivo -o algo por el estilo-, del Consejo de Seguridad que semana y media antes el Presidente haba instalado. Su renuncia, empero, no fue por hacerle caso a los manifestantes, sino por los problemas personales que tena con Genaro Garca Luna, secretario de Seguridad Pblica.

    Las causas verdaderas de esa re-nuncia se supieron unas horas despus, luego de que los medios comentaron

    que entre Garca Luna y Campa haba diferencias irreconciliables. Por ejemplo, que Garca Luna concentra todo el poder y que Campa ya estaba cansado de ser una especie de objeto decorativo, porque no tena ni voz ni voto.

    En este sentido, Campa actu con dignidad; sin embargo, tambin hay que decir que nunca se le vio entrndole al toro de la violencia. Si no poda hacer frente al fuego amigo en sus propios terrenos, menos iba a poder con los de afuera.

    El Presidente Caldern no dud en aceptarle la renuncia, me imagino que a sabiendas del problema en que se meta con la madrina de Campa, o sea la mismsima Elba Esther Gordillo.

    La poltica siempre por delante!, esti-mado Alberto. Cundo ser ste un pas serio? No lo s, pero de cierto te digo que este es un pas sin proyecto. Por eso vivi-mos de bandazo en bandazo cada sex-enio. La marcha del da ltimo de agosto del 2008 es ya histrica, como lo fue la del 2004. Mi lectura es que, sin tomar en cuenta que los organizadores estn muy bien ubicados dentro del sector de la derecha, constituye una segunda llamada para sociedad y gobierno.

    Seguramente dentro de 4 aos, cu-ando las calles se conviertan en ros de sangre, habr una tercera; sin embar-go, ser tarde. La sociedad, harta de la gevonera y la complacencia del gobi-erno con el crimen organizado, tomar justicia por propia mano.

    No solamente las mafias del crimen tendrn sicarios, sino tambin los grupos sociales. Los mercenarios alquilarn sus servicios a los empresarios, a los sindi-catos, a los comerciantes ambulantes y, en general, a los ciudadanos para prote-gerlos y cobrar agravios. No falta mucho para eso. La descomposicin social po-dra llevarnos a un pas sin ley, donde hasta el propio Presidente de la Repblica tendra que renunciar por la presin de tirios y troyanos.

    Ay se [email protected]

    epistolarioSegunda llamada, segunda

    A R M A N D O R O j A S A R V A L O

    epistolarioInolvidable fin de ao

    Desped el ao con 3 cosas muy des-agradables. Quiero ser positivo al pensar que fueron las cosas malas que deban irse para terminar el ominoso ciclo y empezar sano y salvo el 2010, con la conviccin de que vendrn me-jores acontecimientos.

    La primera: los ladrones entraron a mi casa de Arriaga y como no ha-ba nada de valor que pudieran cargar por el hecho de estar vaca, se robaron toda la tubera de cobre. No te miento, Toda la tubera!

    Como consecuencia, el rotoplas va-co -sin tubera cmo sube el agua?- fue arrancado de su base por los fuer-tes vientos de este inolvidable frente fro nmero 22 y fue a dar sobre la ca-mioneta ltimo modelo de mi vecino, el chino Ley, quien ms rpido que las r-fagas de aire me habl a Mxico para cobrarme la abolladura de su vehculo. Quise responderle al estilo Fox y yo por qu?, pero no soy gente que alegue mucho, as que quedamos en absorber el gasto de la reparacin a michas.

    Antes de la navidad asist a la pri-mera comida anual de la familia Ar-valo, que se llev a cabo en un saln de fiestas de Tern (pueblo pegado a Tuxtla, para los que no conocen bien).

    El arevalaje, feliz. Todo iba perfec-to y casi sobre ruedas entre brindis de tequila, comiteco y ron, el cmo ests, manito, el qu gusto de que ests aqu, cuntos aos sin verte, qu orgullo, et-ctera.

    Uno de los que nunca faltan y que los hay hasta en las mejores familias, me abord con la delicadeza de un ele-fante: y diay vs, onde ands. Supe que estabas vendiendo tamales en la esqui-na de Correo Mayor y Corregidora.

    Te juro que no saba si rer o vaciar-le la copa de comiteco en la cara (esto ltimo no era recomendable, porque hubiera sido demasiado desperdicio) No s si te ha pasado alguna vez, que te sorprenden en fro y el asombro te acarballa.

    Reaccion con el segundo bomba-zo que me avent el sujeto de marras, del que luego supe que no era de la fa-milia sino uno de sos que se pega a la gorra: ay luego me pass la receta del tamal verde pa que mi vieja la haga.

    -Mi receta es secreta, pero te puedo dar otra que es mi especialidad, le dije. Mis tamales son mamotretos enrollados en hoja de pltano, pero son para los que saben leer.

    Esa fue la segunda cosa desagra-dable.

    La tercera ocurri el 27 de diciem-bre, cuando al bajar de la azotea de la casa de Cuernavaca, fui a dar con toda mi humanidad y escalera al suelo. Creyendo que los 3 mosqueteros se-guan igualitos a 20 aos antes, haba subido a ver cunto marcaba el tanque estacionario de gas.

    T sabes cmo qued, pues me hi-ciste el favor de ir a verme.

    Me dicen Rosaura y el matrimonio que cuida la casa, que qued incons-ciente sobre un charco de sangre. Con la choya abierta y la espalda amora-tada, me llevaron en ambulancia a un hospital particular de donde luego de 8 suturas, una tomografa y un estudio de Rayos X me sacaron previo pago de l5 mil pesos por 6 horas de estancia, para enviarme al hospital del ISSSTE, donde estuve 4 das encamado.

    Ya pas, gracias a Dios. Estoy vivo y desacarballado. Despus de eso no sabes cunto amo a la vida y cunto agradezco a Rosaura y a mis amigos.

    Lo malo ya se fue. El 2010 ser me-jor, aunquecuando despert ya haba nuevos impuestos, la gasolina cuesta ms, las tortillas subieron de precio y por el telfono, internet y el telecable habr que pagar ms. Ni modo. Cal-dern no tiene la culpa, sino nosotros por permitirlo.

    Bueno, a darle que es mole de olla (no a Caldern, sino en el sentido de disfrutar el presente).

    [email protected]

    Estimado Alberto:

    G

    Con la operacin de Industrias Lcteas del Sureste, Chiapas incorpor hasta el 98 por ciento de las materias primas produci-das en la entidad a la leche de desayunos escolares, con lo que la calidad nutricional del lcteo permitir cumplir los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

    As lo manifest el gobernador Juan Sabines Guerrero en el marco de una visita a la planta lechera, durante la cual refiri que antes, el 98 por ciento de productos eran forneos en la leche de los desayunos escolares. Se trataba de leche en polvo, muy pasteurizada e industrializada. Hoy, en cambio, el producto va integrado con todos los nutrientes, adems de que los productores locales obtienen los benefi-cios, dijo.

    Actualmente, Industrias Lcteas del Sureste produce un milln de litros de le-che saborizada bajo la marca Yalel, la cual ser adquirida por el DIF estatal como un complemento en los desayunos escolares, indic

    En ese marco, se dio a conocer al man-datario que esta leche cumple con los 3 procesos de pasteurizacin, incluyendo el bao Maria, lo cual demuestra que se tienen productos de calidad, que es lo que necesita Chiapas.

    Es un producto novedoso y que tie-ne todas las garantas de calidad para los nios y para toda la poblacin en general. Por ello, invito a que nos atrevamos a dar el paso a la transformacin, de permitir que la materia prima tenga ese valor agre-gado, que genera la agroindustria que es la vocacin que tiene Chiapas, subray el mandatario.

    Chiapas incorpora 98 por ciento de materias primas

    locales en leche de desayunos escolares

    JUAN SABINES RECORRE plANtA lEChERA

    Leche Yalel. Producida por Indus-trias Lcteas del Sureste, cumple con todas las normas de calidad

    G

  • 14 gentesur

    Sandro

    desaparece el popular cantautorComo a Gardel, muerto el 24 de junio de 1935 en un aCCidente areo en Colombia, los arGentinos lloran hoy a roberto snChez, Sandro, el Cono

    que desde los aos 60, Con su inConfundible voz y ertiCos movimientos, Cautiv a latinoamriCa entera y susCit la Sandromana que ha trasCendido varias

    GeneraCiones. la muerte de el gitano, Como tambin se le ConoCa, ha desatado una ola de fervor

    en torno a su fiGura. genteSUr rinde homenaje al primer artista latinoameriCano en aCtuar en el

    madison square Garden, y que inauGur en 1970 las transmisiones va satlite, Con una audienCia superior

    a los 250 millones de televidentes

    MARCELO IZQUIERDO Y WANDA MARZULLO / BUENOs AIREsNORMA INs RIVERA/ MARCOs ROMERO/ ALBERTO CARBOT/ MXICO

    fOTOs: DIARIO CLARN Y RAL ROMERO/ ARgENTINAHUMBERTO ZENDEJAs/ARCHIVO gENTEsUR /MXICOHIsTORIAs VERDADERAs SANDRO E .ENTERTAINMENT

    amrica llora al dolo

    argentino

  • gentesur 15

    Adis al Elvis Presley criollo SAndroAmrica llora al dolo

    F

    oto:

    Ra

    l Rom

    ero/

    BA-A

    rgen

    tina/

    Gen

    tesu

    r

  • 16 gentesur

    Fue hijo nico de Vicente Snchez e Irma Nidia Nina Ocampo, y nieto por la va paterna de Jos Snchez, un inmigrante hn-garo de la tribu Rom, originalmente apellidado Popadpulos, quien al migrar hacia Espaa y para no ser vctima de discrimi-nacin, adopt inicialmente el de Rivadullas y luego Snchez. Ello le vali al artista -a quien inicialmente quisieron registrar como Sandro, pero no lo permitieron los funcionarios del Regis-tro Civil-, su apodo de El Gitano. Quiz por eso, aos despus adopt ese nombre para satisfacer el deseo de sus padres. En la escuela primaria Repblica de Brasil, en Valentn Alsina, provin-cia de Lans, se apasion por la msica e imitaba a Elvis Presley

    A sus miles de fanticos y nenas de todas las edades, les ser difcil cumplir la voluntad que Sandro expresara en el pequeo testa-mento que quiero dejar, plasmado desde hace varios aos en la letra de Una muchacha y una guitarra, una de sus ms conocidas composiciones.

    No quiero que me llorencuando me vaya a la eternidadquiero que me recuerdencomo a la misma felicidad;pues yo estar en el aireentre las piedras y en el palmar;estar entre la arenay sobre el viento que agita el mar...

    Sandro de Amrica, El Hombre de la Rosa, El Gi-tano, como fue conocido en Argentina y el mundo, con-quist la fama con su talento, atractivo y carisma.

    Mxico no fue la excepcin e igualmente se rindi al dolo, quien fue el primer artista latino en presentarse en el mtico Madison Square Garden de Nueva York, el 11 de abril de 1970, ante un lleno total.

    Su actuacin tambin le dio el mrito de convertir-se en el primer artista en inaugurar las transmisiones de televisin va satlite, con una audiencia estimada en ms de 250 millones de espectadores.

    Aos ms tarde en 2008, respecto a esa experien-cia, Sandro revel que no alcanz una proyeccin mun-dial porque no me interesaban los contratos. Al ser interrogado por el periodista argentino Eduardo Aliver-ti, dijo que los gringos no son tontos: me ofrecieron un acuerdo por 10 aos en las mismas condiciones en las que firma Julio Iglesias.

    Tena que estar a disposicin cada vez que al sello se le ocurriese, para cantar en cualquier lugar del mun-do, promocionando un disco nuevo. Dejar mi pas, mi gente. Para qu? Para pasar a ser un ttere de ellos. Yo me conozco, soy muy rebelde y no iba a poder con eso. Jams me arrepent. Al contrario, creo que esa decisin me permiti vivir, tener parejas, ser feliz. Tambin su-frir mucho. Pero en el balance fue una determinacin maravillosa, afirm.

    En cambio, El Gitano recorri el continente ente-ro, cosechando aplausos y reconocimiento en todos los pases. Grab en italiano, ingls y francs.

    En Mxico, sus temporadas anuales en el centro nocturno La Naranja, del antiguo Hotel Aristos, en Reforma y Niza, que hoy pertenece a la cadena Ma-rriot, siempre estuvieron abarrotadas. Igual ocurri en los distintos escenarios donde actu, como la Arena Mxico o el popular programa Siempre en Domingo, que evidenci la idolatra que ocasionaba su presencia.

    En sus presentaciones por todo el pas, inevitable-mente provocaba el mismo furor. Sus admiradoras lo recompensaban con una lluvia de rosas rojas, claveles y prendas ntimas sobre el escenario.

    Siempre cordial y amable con los medios, Sandro rese sus polmicos inicios como cantante de rock en 1963 en su natal Argentina, donde sus audaces mo-vimientos plvicos -en sus comienzos lo llamaron el

    E. E

    nter

    tain

    men

    t

  • gentesur 17

    Sandro falleci el pasado 4 de enero en el Hospital Italiano de la ciudad de Mendoza, en la frontera con Chile, luego de 45 das de luchar contra una serie de graves complicaciones tras el doble trasplante cardio-pulmonar al que fue sometido el 20 de noviembre. La adiccin al tabaco de Roberto Snchez Ocam-po -su verdadero nombre-, lo haba puesto contra las cuerdas. Pero el milagro no lleg. Tena 64 aos y una vida rodeada de misterio. Su muerte, despus de 52 lbumes, 10 millones de copias vendidas y 16 pelculas, ha dado paso a una nueva leyenda de la msica en el continente

    La piel de Roberto Snchez

    Elvis Presley criollo-, ocasionaron su pro-hibicin y posterior cambio de estilo a las baladas, donde asegur, tena mucho qu decir.

    As nacieron canciones como Penas, Porque yo te amo, Rosa, rosa, Trigal, Como lo hice yo, Te propongo, Cmo te dir, Quiero llenarme de ti -con la que gan el primer fes-tival Buenos Aires de la Cancin en noviem-bre de 1967-, y un centenar ms de melodas

    que interpretaba con su inconfundible estilo.Sandro estaba plenamente consciente de

    su atractivo y del efecto que provocaba en sus seguidoras, y l mismo alimentaba el misterio que siempre lo rode. Celoso de su intimidad, jams hizo alarde de sus conquistas.

    Soy un caballero, repeta y no fue sino hasta hace 9 aos, durante una de sus actuaciones, que reconoci la rela-cin amorosa con Mara Elena Fresta, su

    compaera por ms de 15 y su posterior boda con Olga Garaventa el 14 de abril del 2007.

    Esta postura caballerosa fue sosteni-da hasta el final por el artista, quien al ser interrogado sobre su vida privada, invaria-blemente responda:

    Yo vendo la piel de Sandro, pero si adems vendo la piel de Roberto Sn-chez... qu me queda?.

    SandRoamrica llora al dolo

  • 18 gentesur

    En 1960 debut como solista ya con el nombre artstico de Sandro, pero pronto se uni a la banda Los Caniches de Oklahoma y con ellos grab su primer single, llamada Comiendo rosquitas calientes en Puente Alsina, un tema de rock de su propia autora. Un ao ms tarde, el grupo cambi de nombre por Los de Fuego, y en 1963 otra vez por el de Sandro y Los de Fuego, ya con el mtico Gitano como figura central. La banda sigui los pasos de grupos como Los Cinco Latinos en Argentina, Ritchie Valens, en Estados Unidos y Los Teen Tops, en Mxico. Los de Fuego hicieron algunos covers de canciones de Los Beatles, Elvis Presley, y Paul Anka, en-tre otros. Fue el arranque de una carrera prodigiosa

    Sandro naci para la msica -como el mismo astro rese-, con su pri-mer berrido. Estaba, sin saberlo, probando mis pulmones para ver si poda hacer esto de la cancin, dijo.

    Desde pequeo se distingui por su amor para esta actividad, aunque irnicamente, una maestra lo hizo a un lado cuando escrutaba a los entonces precoces valores.

    Sin embargo, Roberto Snchez no se desanim y en los festivales escolares se dis-tingu por sus certeras y celebradas imitacio-nes de Elvis Presley.

    Acompaado por su amigo Enrique Iri-goytia -quien le ense los primeros acordes en la guitarra y conform luego el dueto Los Caribes-, interpretaban canciones que haban hecho famosas Los Panchos, especialmen-te Quin ser, del mexicano Pablo Beltrn Ruiz. A ellos se sum despus Agustn M-naco, para integrar el Tro Azul.

    Al paso del tiempo, form primero el grupo Los caniches de Oklahoma. En 1961, cambiaron su nombre por Los de Fuego, inte-grado por Armando Cachito Quiroga, Miguel Lito Vzquez, Carlos Ojeda, Hctor Centu-rin y el propio Sandro.

    De aquellos inicios, el dolo recordaba que ensaybamos en la escalera de la casa de Lito, sin meter mucha bulla para que no nos rajara, hasta que consegu que mi viejo nos dejara ensayar en el garaje de mi casa, entre las damajuanas de vino.

    Con los meses fuimos mejorando. Yo en el grupo no cantaba, era la guitarra lder, porque era el que menos mal tocaba y una noche nos presentamos en el Club Victoriano Arenas en un concurso de canto que se estaba llevando a cabo.

    La historia de cmo lleg a solista, la re-lata el propio Sandro en su disco biogrfico titulado Mi vida, en el que cuenta:

    En esa noche conocimos un represen-tante que nos consigui un par de bailes. El

  • gentesur 19

    primero fue en el Club Rioja en Avellaneda; un gran debut. Comenzamos a tocar y al ter-cer o cuarto tema -ms o menos-, a Hctor Centurin, que era el que cantaba, se le olvid la letra del rock de Claudia. Y arrancaba otra vez con la introduccin y nada. Entonces para zafarnos, le quit el micrfono y arremet con la letra, porque ya tena cancha por tanto concurso y serenata. Y de all en adelante fui cantando cada vez ms temas, hasta que pas a ser el solista.

    Pero no todo fue fcil, porque a los incipientes artistas les aguardaban an grandes tropiezos, como el de Luna Park, donde se presentaron para una prueba para el exitoso programa Escala Musical.

    Nos toc ser teloneros -coment Sandro-. Llevbamos puestos unos suteres con una F de lam que nos bord mi viejita. Subimos. Con el primer tema empezaron los silbidos; luego, el segundo tema, y al llegar al solo de guitarra, nos tiramos todos por el suelo, cosa impensada en esa poca. La lluvia de monedas fue tan grande, que tuvimos que salir rodando del escenario. Qu bronca! Pero yo, con toda la calentura dije: Pues yo voy a volver y todos stos van a matarse aplaudindome. Y unos pocos aos des-pus volv.

    Su primer disco como solista -un sencillo sin trascendencia grabado en los es-tudios de la CBS en septiembre de 1963-, contena 2 temas A esto le llamas amor? y Eres el demonio disfrazado. A mediados de 1964 Sandro y Los de Fuego hicieron su debut en la televisin en el programa Aqu la Juventud y posteriormente en el show Sbados Circulares, conducido durante ms de 15 aos por Nicols Pipo Mancera, mediante el cual alcanzaron gran popularidad.

    En 1965 grab su primer lbum titulado Sandro y los de Fuego, que inclua covers de canciones de Los Beatles, Jerry Lee Lewis, Buddy Holly y Elvis Presley. A este disco sigui Al calor de Sandro y Los de Fuego, pero antes de terminar el ao, y a pesar de su xito, el grupo se disolvi.

    El mimetismo en torno a su dolo Elvis Presley, le gener grandes polmicas; se vea y bailaba como l. Incluso llegaron a prohibir sus actuaciones, pero ello slo contribuy a incrementar su popularidad. El Elvis Criollo -como lo bautizaron-, provocaba gritos de histeria y desmayos entre sus fans, una caracterstica que lo acompaara en casi 50 aos sobre los escenarios.

    Sandroamrica llora al dolo

    Su lucha por alcanzar el xito

    Pelc

    ula

    Ope

    raci

    n R

    osa

    Rosa

    Ros

    a 19

    74

  • 20 gentesur

    Su magnetismoanimal

    Sandro

    La impactante personalidad animal de Sandro sobre el escenario, sorprenda an ms por su sencillez. Decenas de admiradores de Amrica Latina -prin-cipalmente mujeres argentinas, sus ne-nas-, le tomaban de la mano y recepti-vo, de manera genuina, l corresponda carioso. Algunas audaces que llegaban hasta sus brazos, obtenan como recom-pensa un beso o un autgrafo. Una vez en su camerino, Sandro se transforma-ba en Roberto Snchez profundamente celoso de su privacidad. El acoso per-manente lo llev a rodear su hogar con altas murallas, un cerco que como Ro-berto Snchez detestaba y como perso-naje pblico le costaba entender

    autntico sex smbollatinoamericano

    F

    oto:

    Cla

    rn/B

    A-A

    rgen

    tina/

    Gen

    tesu

    r

  • gentesur 21

    Un dolo autntico Sandroamrica llora al dolo

  • 22 gentesur

    Los primeros compases de la rtmica meloda interpretada por la orquesta, irrumpen en el escenario. Es apenas el inicio del show y un pblico delirante festeja ya la intempestiva incur-sin de este joven esbelto, pelo ondulado, largas patillas, pantaln negro ceido y camisa bombacha de seda blanca y puos estrechos, que no requiere presentacin alguna del maestro de ceremonias.

    Los acordes de Mi amigo el puma y su vigorosa y sensual voz, calan hondo; suscitan expresiones inimaginables entre las adolescen-tes de esa todava radicalmente tradicionalista sociedad de Tuxtla Gu-tirrez de finales de los aos 70.

    El paroxismo generado con cada nueva cancin contagia ms y ms al pblico mayoritariamente femenino, que abarrota el auditorio municipal.

    Ante ellas, de carne y hueso, contornendose vigorosamente en el estrado, a veces los pies en el aire, haciendo gala de una habili-dad circense, el mismsimo Sandro, el cantautor argentino, estrella de Siempre en Domingo; el -sin proponrselo entonces-, precursor de los metrosexuales contemporneos, que hoy ya no impresionan a nadie.

    Sus gestos, su rostro acicalado con una ligera capa de maquillaje que incluye discreto rubor y pintura de labios -un escndalo enton-ces-, y sobre todo una cachondera que sabe explotar al mximo, son el atuendo de su peculiar naturaleza, pues lleva consigo la herencia de su abuelo paterno, Jos Papadpulos, gitano de nacimiento. Los tabes de la poca todava impiden comprenderlo a cabalidad.

    Por envidia o mala leche -por ese xito innegable que se le ad-vierte entre las mujeres, causante de los sueos hmedos entre la f-minas que bien pueden ser la novia, esposa o amante-, la nica defen-sa que nos resta a los autnticos hombrecitos, obligados por nuestras parejas a asistir a su presentacin, es tacharlo de afeminado, por decir lo menos.

    Y frente a las mujeres, pierde su timidez. Sonre dulcemente, pero con altivez... Ese es mi amigo el puma, dueo del corazn, de todas las mujeres que suean con su amor.

    Luego, poco a poco, entre las estrofas de Rosa, Rosa, y Me juego entero por tu amor, el rechazo sexista prejuiciado se desvane-ce y gradualmente se transforma en admiracin. Las expresiones de embeleso de sus seguidoras se intensifican conforme desabotona la empapada camisa y la abre hasta el cinturn. El xtasis.

    Sabe como seducir a su pblico con su voz, movimientos y can-ciones. Por algo las tablas que le han dado su oficio en ms de una dcada de ejecutar con picarda, por los escenarios de toda Amrica, sus ondulantes movimientos de cintura y atizar su sensualidad con sus ajustadsimos pantalones que cien sus largas piernas que nunca permanecen inmviles.

    A cada cancin, a cada poema, a cada palabra, a cada gesto, sobre el modesto escenario del auditorio -donde se apretujan ms de mil personas y otros tantas se han quedado afuera, sin poder ingresar-, decenas de mujeres delirantes, responden lanzndole rosas, claveles y pauelos blancos. Y ya en pleno paroxismo, las ms atrevidas le arrojan incluso sus prendas ntimas. Las medias, pantis y brasieres vuelan hasta l.

    Con picarda, Sandro toma las prendas entre sus manos. Seca el sudor de su frente y trax y las devuelve hacia el pblico, que lu-cha denodadamente por hacerse de ellas. La posesin del fetiche que, como trofeo lleva consigo la esencia de su transpiracin, provoca entre reclamos, una pequea escaramuza que se extingue sin bajas aparentes.

    Seductor, con la mirada fija en un embelesado grupo de admira-doras, frasea persuasivo: T, naciste hecha a mi medida; t, no tienes precio ni valor. Yo, por cada beso doy mi vida, y me juego entero por tu amor...

  • gentesur 23

    El grito, el arrebato, el rostro entre las manos, como en trance, es la respuesta directa de sus fans. La entrega sin reservas de sus seguido-res que frenticos, prcticamente han coreado la letra de cada una de sus canciones y le imploran que no abandone el escenario, que cante una y otra ms. Y a demanda explcita de su pblico, aunque no es su costumbre, interpreta nuevamente algunas de sus canciones insignias.

    -Papacito; Sandro, te amo. Qudate conmigo..., le gritan. l son-re y remarca sus ademanes. Entrecierra los ojos y desliza entonces su mano izquierda sobre el bajo vientre.

    El resultado parece obvio: ms gritos, ms flores y ms prendas

    sobre el escenario. No cabe duda: su magnetismo es animal. A pocos das de su fallecimiento, casi 35 aos despus de su ac-

    tuacin en Chiapas, en estos tiempos de dolos plsticos o ms bien de ausencia de verdaderas figuras, la de Sandro adquiere una conno-tacin muy especial.

    Ya hubo quienes, frente al arrastre de la emocin por su muerte, lo han comparado con Carlos Gardel. Algunos consideran que ello resulta una hereja, pero su talento es innegable, y sin duda el tiempo ser el mejor juez. Otros lo describieron como el Rodolfo Valentino de los aos 70.

    Sandroamrica llora al dolo

    Un dolo autntico

  • 24 gentesur

    Desde el punto de vista esttico, no parece un desatino. Al mtico actor de origen italino, Rodolfo Pietro di Valentina, Hollywood le fabric un este-reotipo: cejas depiladas, pestaas rizadas y labios sutilmente delineados, que en el caso de El Gitano, por su gentica podra haber sido casi natural.

    Sandro, con afeites o sin ellos, por mritos pro-pios y seductora personalidad, se abri paso hasta el estrellato. Con evidentes races gitanas, cautiv no slo al pblico de Amrica, sino tambin al de Europa. Grab algunas canciones en italiano, ingls y francs, la mayora de las cuales haba compuesto l mismo con el apoyo de scar Anderle, con quien form una exitosa dupla.

    A su lado, Sandro compuso cientos de letras en las que el romanticismo flua de manera natural, siempre intenso pero con una fuerte carga emoti-va, perceptible en toda su msica y videos, cuya vigencia se mantiene en la mayora de los pases del continente, donde se consolid como cono de la cultura regional contempornea, a quien nadie ha podido todava desplazar.

    Su impactante magnetismo sobre el esce-nario, sorprenda an ms por su sencillez al convivir con su pblico. Decenas de admirado-res de Amrica Latina -principalmente mujeres argentinas, sus nenas-, le tomaban de la mano, y receptivo, de manera genuina, l corresponda afable. Algunas pocas, las ms audaces que te-nan la suerte de llegar hasta l para abrazarlo o tomarse una fotografa, obtenan como recom-pensa un autgrafo, un beso o una caricia.

    Pero una vez en su camerino, Sandro, se transformaba en Roberto Snchez profundamen-te celoso de su privacidad. El acoso permanente lo llev a rodear su hogar con altas murallas, un cerco que como Roberto Snchez detestaba y como personaje pblico le costaba entender.

    Infinidad de versiones refieren las muchas ocasiones en que su privacidad fue vulnerada por frenticas admiradoras que lograron ingresar hasta la recmara principal de su residencia, para llevarse un recuerdo o intentar seducirlo.

    Sobre el escenario, con sus gestos e inusua-les actitudes corporales, creaba ambientes deli-rantes, rasgo que le imprimi siempre a sus pre-sentaciones.

    Lo mismo en auditorios del interior del pas, que en prestigiados centros nocturnos de la ciu-dad de Mxico, Sudamrica o Estados Unidos, Sandro lograba conquistar a su pblico y de paso comprobar la fascinacin que ejerca entre sus seguidoras.

    De su enorme popularidad dan prueba sus exequias, que reunieron a miles de personas y la sincera congoja que su deceso caus entre sus seguidores en varios pases de la regin.

    Y no es para menos. Su fuerte personalidad, e imagen como smbolo sexual, pese al paso del tiempo, le acompa hasta el fin de sus das. (AC)

    Sandro, el argentino ms querido de los mexicanos

    Una ocasin, de visita en Mxico, -mientras se desplazaba a bor-do de un elegante automvil por el centro de la capital azteca-, Sandro qued muy impresionado, cuando vio a nios de la calle, de cara sucia, cabello enmaraado y ropa gastada, limpiando los parabrisas de los veh-culos.

    Menos mal que esto no sucede en Argentina, pens en ese instan-te, pero aos ms tarde admitira en una entrevista, que qued muy de-cepcionado cuando comenz a ver en su pas a algunos nios drogarse y limpiar los vidrios de los autos so-bre la misma avenida Corrientes, en Buenos Aires.

    Aunque Mxico fue slo uno de los muchos pases que visit Sandro de Amrica en su poca de esplen-dor, es quiz uno de los que mayor impacto le caus.

    Fueron memorables sus presen-taciones por la televisin, en el popu-lar programa dominical Siempre en Domingo, conducido por el fallecido conductor Ral Velasco.

    Se comenta que el propio Velas-co, hacedor de estrellas y juez supre-mo quien dirima quin era digno y quin no, de estar frente a las cma-ras, dijo que en su momento Sandro fue la figura ms querida de Mxi-co.

    Por eso, an cuando El Gita-no no estuviera en el pas, si haba problemas de falta de rating o la

    competencia amenazaba con robar-le audiencia al Canal 2 de Televisa, Velasco sola presentar a Sandro en el video de un concierto en esta emi-sin presentado el 30 de diciembre de 1973.

    Todava en 1990, 17 aos des-pus, Velasco volvi a presentar el video, que por cierto figur entre los ms vistos a travs del sitio youtube tras la muerte de Sandro.

    El ya fallecido conductor televi-sivo recordaba que moviendo la ca-dera -al estilo Elvis Presley-, Sandro cautiv a las mujeres mexicanas y haca que enloquecieran, se desga-rraran los vestidos y trataran de subir al escenario, armando una verdade-ra revolucin.

    Como prueba de su populari-dad, la muerte de Sandro desat reacciones de dolor y afliccin de internautas mexicanos que colocaron posts en algunos sitios de noticias, al comentar la noticia.

    Qu prdida tan grande par el mundo de habla hispana, escribi Yorch, de Oaxaca, quien calific su voz como hermosa y varonil. Dmos gracias a Dios de habernos dado a este gran cantante, seal.

    Salvaje, de Yucatn, escribi que Sandro llen toda una poca con sus canciones y gracias a ellas dis-frut plenamente mi juventud.

    Hoy, tanto tiempo despus, te recuerdo con gran nostalgia. Tu m-sica, como t, sern inmortales para

    los que te conoci-mos, indic.

    Muere otro grande. Sandro, qu voz. Es una pena. Te vamos a extraar. Rosa, Rosa, tan ma-ravillosa como blan-ca. Descansa en paz, querido, adorado y admirado Sandro. Con tu msica cono-c a mi marido. Qu das aqullos. Mal-dito cigarro, anot con gran emotividad Lauris, del Distrito Fe-deral. (MR)

    Pelc

    ula

    Ope

    raci

    n R

    osa

    Rosa

    Ros

    a 19

    74

  • gentesur 25

    Sandroamrica llora al dolo

    La actriz Iran Eory y Sandro durante la promocin de su pelcula Muchacho en 1970. Foto: Humberto Zendejas/Gentesur

    Un dolo autntico

  • 26 gentesur

  • gentesur 27

    La ltima esperanza de vida

    El milagro que nunca lleg

    Sandro

    Para El Gitano ya no hubo ese ulterior beneficio reser-vado por la divinidad slo a unos cuantos privilegiados. Hubiera sido demasiado para un hombre colmado de dones, el principal de los cuales, la msica, lo acom-pa a pesar de una vida castigada por un cmulo de enfermedades que lo martirizaron hasta el ltimo da de su vida. Sus seguidores pasaron largas vigilias fren-te al hospital donde convaleca en espera de que se sus plegarias fueron escuchadas

    El arriesgado trasplante en que cifraba sus esperanzas

    Sandroamrica llora al dolo

    F

    oto:

    Ra

    l Rom

    ero/

    BA-A

    rgen

    tina/

    Gen

    tesu

    r

  • 28 gentesur

    Veinte aos antes de morir, en no-viembre de 1990, sabedor quiz de que al final perdera la batalla ante el cigarro, ese enemigo implacable que tambin fue un placentero pasatiem-po en sus horas de tensin en medio del torbellino de la fama, Sandro es-cribi una especie de epitafio, en un mensaje que dirigi a sus admirado-res: Estas junto a m, me viste nacer, crecer, me acompaaste en mis ale-gras y supiste ayudarme a superar los momentos ms tristes, me diste aliento, me apoyaste, me alimen-taste el alma, y a cambio, te entre-gu mis cosas ms ntimas, le dijo a sus seguidores en esa misiva. Por eso hoy, en este da y desde aqu te digo gracias. Quiero que sepas que te amo, que te amo mucho, mucho y de verdad. Un abrazo y si Dios as lo quiere, hasta pronto querido pbli-co, seal el venerado intrprete, el Elvis latino, tan reverenciado desde el Bravo hasta la Patagonia

    Tal vez conmovido por las mltiples muestras de cario de sus segui-dores, en abril del 2008, Sandro habl pblica-mente sobre el doble trasplante de corazn y pulmones que signifi-caba desde entonces su ltima esperanza

    Para realizar su espectculo El hombre de la rosa, con el que retom los escenarios en el 2001, Sandro tuvo que utilizar un mi-crfono especial que le permita disimular una pequea manguera conectada a un tan-que que le suministraba oxgeno.

    Ya en noviembre de 1990, como una catarsis dirigida a sus seguidores, el famoso cantautor haba agradecido pblicamente el apoyo que ste le haba brindado a lo largo de toda su carrera.

    Ests junto a m, me viste nacer, crecer, me acompaaste en mis alegras y supiste ayudarme a superar los momentos ms tris-

    A pesar de realizar cada ao presenta-ciones personales que para complacer a sus admiradores se extendan por ms 30 das, Sandro apareci ante los medios internacionales, para hablar de sus problemas de salud, despus de haber intentado resguar-dar celosamente ese aspecto de su vida pri-vada.

    Reconoci entonces lo que ya era un secreto a voces: su temprana aficin por el tabaco -lleg a fumar hasta 4 cajetillas de cigarros al da-, le haban provocado no slo eventuales problemas cardiacos, sino un gra-ve enfisema pulmonar.

    F

    oto:

    Ra

    l Rom

    ero/

    BA-A

    rgen

    tina/

    Gen

    tesu

    r

  • gentesur 29

    La ltima esperanza de vidates. Me diste aliento, fuerza; me apoyaste, me alimentaste el alma, y a cambio, te entregu mis cosas ms ntimas.

    Cada minuto de mi vida te lo fui con-fiando; supiste de mi primer amor, mi primer desengao, de mis abrazos, de mis lgrimas,y todo te lo di sin tapujos.

    Honestamente, algunas veces pens -qu tonto-, que me habas olvidado. Cre que estaba distante, que ya haba concluido nuestra relacin, pero cada vez que iba hacia vos, all estabas: firme, leal, como siempre. Si alguna vez us algn golpe bajo, perdn; pero lo hice simplemente para llegar an

    ms a vos, para arrancarte una sonrisa, una lgrima, otra alegra. Cuando lo consegu, me sent pleno, feliz, dichoso, porque verte rer o llorar, vos lo sabs, son las reglas de este extrao juego donde nada es real...pero todo es verdadero.

    Por eso hoy, en este dia y desde aqu te digo gracias. Quiero que sepas que te amo, que te amo mucho, mucho, y de verdad.

    Un abrazo y si Dios as lo quiere, hasta pronto querido publico, dijo Sandro.

    En 2006, durante sus ltimas presenta-ciones en el teatro Gran Rex, dedic varios minutos a hablar sobre sus problemas de sa-

    lud ocasionados por su adiccin al tabaco, sin dejar su fina irona y sentido del humor.

    Dej de fumar hace 4 aos y ahora, en lugar de un cigarro, me como una pata de pollo o un pedazo de tortilla espaola. Eso me ha convertido en un hombre globaliza-do, -bromeaba al referirse a su evidente in-cremento de peso-, y ahora pagan peaje por rodearme.

    Tal vez conmovido por las mltiples muestras de cario de sus seguidores, en abril

    Sandroamrica llora al dolo

  • 30 gentesur

    del 2008, El Gitano habl para Radio 10 de Argentina, sobre el doble trasplante de cora-zn y pulmones que significaba desde enton-ces su ltima esperanza.

    En la breve entrevista coment:Un da me puse muy mal y apareci el

    problema del corazn; se descubri que el enfisema que tengo, avanz en 6 meses de una manera impresionante. Del 16 por ciento de la capacidad pulmonar que yo tena, haba bajado al 14 y despus al 10.

    Entonces decido aqu que lo nico que queda, es el trasplante. Hay que hacer los estudios del corazn, de la parte cardaca y dijimos bueno, hay que ver si puede aguantar este corazn, unos pulmones nuevos.

    Dijimos: vamos a hacerlo todo junto y decidimos guardarlo en silencio y en secre-to por varias razones. La primera de ellas es porque la gente no tiene bien idea de lo que es un trasplante.

    Creen que se puede poner el trasplante de uno y el trasplante de otro. No, los tras-plantes en este caso, se hacen con cerebro muerto, es decir, la persona tiene que ser un cadver; tiene que dar las medidas exactas de mi cuerpo para que puedan caber el pulmn y el corazn, y todas las cosas.

    Este tipo de enfermedades y los nme-ros, se dan esos nmeros en cuanto a la gra-vedad de la enfermedad. Entonces vuelvo a repetir: si tens consideracin para no herir y no lastimar gente, todo eso es ofenderse?

    Bienvenido, me seguir ofendiendo toda la vida. Yo

    no quiero privilegios, porque yo me pongo

    en el lugar de mis c o m p a e r o s ,

    porque lo peor de

    este tipo de enfermedades, es la espera.

    Ydurante 45 das sus fans esperaron un milagro que nunca lleg. Para ello montaron un verdadero altar frente a las puertas del hospital en Mendoza, donde estuvo internado. Las seguidoras se aglome-raban para unir sus oraciones y apoyar a su dolo con imgenes de la Virgen y fotos de Sandro, que sostenan mientras rezaban.

    El 20 de noviembre de 2009, el cantante fue intervenido para hacerle un doble tras-plante de corazn y pulmones, el cual en un principio se calific como un xito, al grado de que el da 23, el dolo celebraba y haca bromas con sus mdicos y deca que podra volver a bailar.

    El 26 volvieron a colocarle el respirador artificial debido a complicaciones por una bacteria adquirida en su paso por el Centro de

    Diagnstico, fue intervenido en 2 ocasiones ms para combatir la infeccin,

    Cada da, de-cenas de

    mujeres se acer-caban h a s t a el lu-

    gar para aportar ms

    carteles, papeles y consignas. Las cartuli-

    nas y manuscritos de las admiradoras abarrotaban el

    pequeo espacio. En tanto, muchsimos seguido-

    res annimos se acercaban al hospital para dejarle una estampa religiosa o dar

    aliento al cantante. La puerta principal del centro hospitalario se haba convertido casi en otro atractivo turstico de la provincia.

    Cmo est Sandro?, era la pregunta re-currente de los que pasaban por el lugar. Al-gunos se tomaban fotografas junto a los car-teles y a una enorme rosa roja de papel crep que complementaba el altar.

    Y es que la fama no lo abandon an postrado en su lecho de muerte.

    Oscar Mediavilla, productor artstico y jurado del programa televisivo Latin Ame-rican Idol, explic a Gentesur el fenmeno Sandro.

    Era todo un personaje, era el nico dolo de la Argentina porque tuvo esa magia para serlo. Nunca hubo reportajes sin que l lo qui-siera; fue el primero que tuvo una casa amu-rallada para protegerse de los fans y nunca se habl de su vida privada.

    Su intimidad estaba guardada cual es-trella de Hollywood. Fue uno de los tipos ms importantes que tuvo Argentina y mu-chos otros pases, por eso le decan Sandro de Amrica.

    Es el nico Astro. De hecho la gente que trabajaba con l lo llamaba as, te decan el Astro est all, el Astro se fue al camarn. Levant un muro alrededor de su casa y an as, todos los aos en sus cumpleaos estaba rodeado de gente y de fanticos. Evidente-mente, es alguien que sin duda ha marcado una poca muy importante.

    Su espejo siempre fue Elvis Presley y, si bien empez con el rock, despus comenz a cantar baladas por un tema comercial y de lo que se usaba en esa poca. Despus, siempre con la bata roja y el whisky en la mano, un

    AUTNTICA DEVOCIN. Juan Talerico (izquierda) conductor de El Mundo de Sandro en Radio Class FM 102.7, afirma que l fue un cantante distinto a todos; por algo es que se le respet tanto. En los ltimos 45 das, asegur que los rezos fueron constantes. Todo el tiempo se hacan cadenas de oracin

    Arc

    hivo

    per

    sona

    l Jua

    n Ta

    leric

    o

  • gentesur 31

    La ltima esperanza de vida Sandroamrica llora al dolo

    F

    oto:

    Cla

    rin/B

    A-A

    rgen

    tina/

    Gen

    tesu

    r

  • 32 gentesur

    La vehemencia casi religiosa que suscit su figura entre los argentinos, re-flejada en los altares colocados a las puertas del hospital donde sufri su larga agona, en los tatuajes que se mandaban colocar sus seguidores o en los carteles donde su imagen pareca trascender las barreras tempora-les para alcanzar dimensiones metafsicas, hizo que se le comparara con Carlos Gardel. Para muchos, fue como si El morocho del Abasto volviera a morir, como aquel fatdico 24 de junio de 1935 en Medelln, Colombia. El tiempo quiz dir si esa analoga result exagerada o de algn modo San-dro result una suerte de reencarnacin del Zorzal Criollo, pues como el tango, las melodas de El Gitano rompieron las barreras generacionales y unieron a Argentina, ese pas tan fracturado por divergencias ideolgicas y polticas, tan castigado por dictaduras y guerras sucias

    astro verdaderamente, indic Mediavilla.A su juicio, fue el artista ms importante

    de Argentina en cuanto a proyeccin interna-cional; no hubo un solo pas que no se haya rendido a sus pies. En Argentina fue el primer tipo que andaba en limusina. Una vez cono-c a su esposa Olga Garaventa y ella me dijo sencillamente soy la mujer de Sandro y yo me qued helado, porque esperaba estar fren-te a una diva y no, ella era una mujer comn, como puede ser una ta o una abuela.

    Juan Talerico, quien conduce el progra-ma radial El Mundo de Sandro por la estacin de radio Class FM 102.7, es otro fantico del cantante.

    En mi programa de radio tengo oyen-tes de todos lados, explica a Gentesur. En Mxico s que lo quieren muchsimo, porque recibo mensajes de muchos oyentes de ese pas, al igual que de admiradores de Chile, Venezuela, Colombia, Brasil y hasta de Nue-va York. Toda la gente lo quiere. Al margen de que te guste o no, estuvieron todos con l en la Argentina y en todo el mundo, y eso nos puso muy felices como fanticos, dijo Tale-rico.

    Su devocin por Sandro qued resumida en una ancdota:

    Una vez Sandro me habl por telfono a la radio y habl con l y con su seora, Olga. Me dijo que l no llamaba a ninguna pequea FM porque para l eran truchas clandestinas, ya que no pagan derechos de autor.

    Pero esa vez faltaban dos das para su cumpleaos y me prometi que me iba a lla-mar. Me pidi que tuviera listo un telfono con altavoz y una grabadora, porque iba a de-jar un saludo para mi programa.

    Ese da son el telfono. -Hola Juancito, habla Roberto, como te

    promet. Mi nuera, que estaba con una cma-ra, film todo y la charla la subimos al blog y a youtube para que todos vieran como l, de manera genuina y muy amable, hizo realidad uno de mis sueos.

    Sandro acapar todos los altares y su le-gin de fans esper en vano el milagro de la resurreccin. Y no slo sus nenas estuvieron en primera fila y atentas a cada parte mdico.

    Tambin los canales de televisin trans-mitieron a diario cada rueda de prensa o in-forme de los mdicos que atendieron al dolo. Incluso, el canal de cable Crnica TV enviaba flashes sobre su salud y mantena una peque-a placa a un costado de la pantalla durante horas, informando sobre su estado.

    Antonio Ricarte, prosecretario de redac-cin de la revista de espectculos Pronto de Argentina, dijo a Gentesur que pocas veces los medios reflejaron tan bien el sentir de buena parte de los argentinos. No me gusta

    E. E

    nter

    tain

    men

    t

    Fot

    o: R

    al R

    omer

    o/BA

    -Arg

    entin

    a/G

    ente

    sur

  • gentesur 33

    La ltima esperanza de vidaexagerar, pero la prensa realmente expres bas-tante bien la preocupacin de toda la gente por Sandro. Fue un ser muy querido

    Y agreg: l fue un fenmeno tremendo. Uno pensaba que al paso del tiempo Sandro se hallaba medio sepultado, pero con esto de la onda revival siempre volva a resurgir. Lo curioso es que no slo lo vean las nenas, sino que atrave-s varias generaciones. Muchos periodistas de espectculos hemos revivido su carrera gracias a todas las bandas de rock que lo homenajearon. Fue uno de los precursores del rock y eso es im-portante en cuanto a lo generacional, indic.

    Ricarte explic que los periodistas de espec-tculos solan compararlo con Luis Miguel en cuanto a la forma en que protega su intimidad. La diferencia es que Luis Miguel es un tipo que cuando se dan a conocer algunos aspectos de su vida privada, es porque est por sacar un disco, y eso francamente se llama autopromocin y resulta poco creble. Pero en ese sentido es un fenmeno bastante parecido, en cuanto al cuidado de su vida privada, apunt.

    Como Frank Sinatra

    Juan Talerico, quien asegura haber pasado 27 horas haciendo fila para tomarse una fotografa con Sandro, afirma que l fue un cantante distin-to a todos. Pudo haber viajado por todo el mundo, conquistar otros pblicos y llegar a convertirse en un triunfador de la talla de Frank Sinatra, si no hubiera decidido quedarse a cuidar hasta el fin de sus das a Nina, su madre.

    Sandro es algo muy especial para toda la gente y por algo es que se le respet tanto. Nunca nadie habl mal de l y no creo que alguien vaya a hacerlo. Cada uno tiene sus propios gustos mu-sicales y en el caso de Sandro, su msica te puede gustar o no, pero hay una clara diferencia entre lo que l fue como persona y como ser humano y el respeto que tuvo siempre por sus nenas y todos sus fans y amigos.

    En los ltimos 45 das, Talerico asegur que los rezos fueron constantes. Todo el tiem-po se hacan cadenas de oracin. Haba oyentes de Colombia que rezaban juntos todos los das a las 12.

    Una vez llev una vela grande a la radio, la prendimos y rezamos, y era impactante pen-sar que en ese momento, gente de varios pases estaba hacindolo al mismo tiempo.

    Nunca estudi locucin, pero solamente por el cario que le tengo a Roberto, un da se me ocu-rri hacer un especial de 2 horas sobre l y, como gust, segu avanzando y pas de estar en una ra-dio comn, a otra que adems transmite tambin por Internet, lo cual me permite el contacto direc-to con fans de todo el mundo.

    Verdaderamente Sandro fue un autntico dolo al que se le quera muchsimo, finaliza.

    Sandroamrica llora al dolo

    HiStoriaS VErDaDEraS. El canal de televisin E! Enter-tainment realiz un programa especial de una hora sobre

    Sandro, que dio testimonio del gran carisma y sensualidad del cantautor argentino. El documental present aspectos desco-nocidos sobre su vida y su larga trayectoria en los escenarios

  • 34 gentesur

    El drama vivido por Sandro durante su larga enferme-dad y sobre todo, sus l-timos 45 das de vida, fue reseado por un sinnmero de medios en varios pases. Su deceso ocup todas las primeras planas. En gene-ral, el trato fue cordial y respetuoso. Empero, la re-vista Noticias, argentina, present la imagen de un personaje muy distante a la que l siempre mantuvo. La portada de la publica-cin, mostr a un Sandro -si bien risueo-, sin parte de su dentadura y una sonda en la nariz, y dio a conocer supuestos dilogos de sus mdicos, que presumen un ensaamiento teraputico

  • gentesur 35

    Soy un prisionero de Sandro. Quiero vivir como Roberto Snchez o Don Snchez, como me gusta que me llamen. El xito es una vieja prosti-tuta, como escrib en una cancin: viene, se acuesta con vos, te cobra y se va, aseguraba Sandro en una entrevista publicada el 17 de diciembre del 2006 en el prestigiado peridi-co argentino Pgina 12

    Quiz convenga prevenir que, en reali-dad, la entrevista es a Roberto Snchez, an-ticip Eduardo Aliverti, periodista y docente argentino, quien conduce el programa Marca de Radio en La Red AM 910 de Buenos Ai-res. Fueron ms de 2 horas de dilogo ininte-rrumpido, del cual se extractan aqu pasajes significativos. La entrevista completa puede leerse en el sitio http://www.pagina12.com.ar/diario/dialogos/21-77817-2006-12-17.html

    -Este fue un ao de coronacin? Lo digo principalmente por el reconocimiento en el Senado.

    -Fue un momento muy importante. Por-que no fue una eleccin poltica. Creo que ese reconocimiento me lo otorg el pas y lo acept porque no puedo darle la espalda. Adems fue una satisfaccin personal porque mi primer disco lo grab hace 43 aos y aca-bo de hacer otro. Eso supone que todava hay una cierta vigencia. Lo tom como el mrito a una lucha. Pens que empec haciendo co-vers. A los 17 me dejaron hacer mis primeros temas. Los contratos los tena que firmar mi viejo.(...)

    -Eso te marc un antes y un despus?-Lo que pasa es que cuando sos muy

    joven vivs confundido. A los 17 o 18 aos cres que Dios es tu secretario. Adems, sa-bs que ests crucificado: si sacaste un dis-co y vendiste 100 mil copias, ms vale que del prximo vendas 105 mil, porque si no te caste.

    -Tu ltimo disco es de poemas. Te cost recitarlos y no pensarlos cantados?

    -No. Es como que lo hice a pedido. Un da estbamos haciendo un especial en el vie-jo Canal 11 y se me ocurri grabar un tema, Es el amante. Llam a mi guitarrista y l ma-tizaba con su guitarra el poema que yo iba recitando. Y cuando vuelvo de una gira en Estados Unidos me encuentro con la sorpresa de que ese tema estaba en el nuevo long play.

    -Algunos sostienen que quedaste ape-nas un escaln debajo de Gardel, en tr-minos de dolo popular de la cancin. Lo pensaste?

    Me lo dijeron varias veces. El punto es que tengo un respeto tan grande por ese se-or... Pero como cantor, no como dolo. (...) Fue para m el mejor cantor de estilos que existi.

    -Cres que te falta algo que todava pods alcanzar?

    Mir, a los 31 aos me sent en la pun-ta sur de mi casa. Desde ah se ve toda. No es una casa tan impresionante como la gente cree, pero es linda. En ese momento, en el garaje haba 7 autos y me pregunt: Esto es el xito? Y ahora qu? Ms autos? Ms casas? Ms qu? El xito es una vieja pros-tituta, como escrib en una cancin: viene, se acuesta con vos, te cobra y se va. Esa vez es-tuve un ao sin cantar.

    Tengo un Mercedes del 70 que casi nunca us porque cuando sala con ese auto, descapotable, y me paraba en un semforo al lado de un colectivero o un camionero o cualquier trabajador, me gritaban: vos s que la gans fcil. Y me di cuenta de que yo no quera eso. Entonces compr un Fiat 1600 y cuando paraba con este otro auto en los se-mforos, esos mismos laburantes me decan: qu hacs Sandrito. Mi mujer me tiene loco con vos y mi vieja te adora, hermano.

    Yo quera que me dijeran cosa lindas, no que me puteasen. Entonces el Mercedes que-d ah, tirado, le coment Sandro.

    El adis al legendario Gitano

    Nunca lo grab en estudio, lo tomaron direc-tamente del tape del canal. Por eso cuando lo escuchs, en el vinilo se oye a las chicas de fondo que gritan Sandro, Sandro! A partir de ah, mis nenas, como yo les digo, empezaron a pedir que grabara un disco de poemas, pero esto fue hace aos, dice.

    Aliverti aborda con l, temas como el he-cho de que en el medio artstico prevalezca ms la espectacularidad al estilo de Luis Mi-guel, que el romanticismo.

    Creo que se degrad el idioma de una manera impresionante, responde Sandro. Por eso estuve casi 3 aos sin escribir, sin componer. No tena ganas. Escrib un poema, para el ltimo disco, que dice qutame, Dios, estas esposas. Originariamente, era qutame, Dios, estos grilletes. Hay una gran diferencia entre esos 2 objetos: las esposas son para el asaltante o el delincuente y el grillete es para el esclavo. Sin embargo, me puse a testear en-tre la gente y me di cuenta de que muy pocas personas reconocan la palabra grillete. Tuve que admitir que muchos de los que compra-ran el disco no lo iban a entender. Creo que lo que nos pasa es que nos quedamos con muy pocas palabras.

    -Tu encierro en Banfield supone una inexistencia de vida social, como muchos imaginan?

    Yo puse un paredn en Banfield porque me obligaron. Cuando tena 18 aos cambi un auto sport por mi primera casa, que se caa a pedazos. Haba un jardincito adelante. No sabs lo que era: me pintaron toda la facha-da, me desaparecieron 2 perros pekineses de mi vieja, se me metan en el hall, me repe-tan de memoria los dilogos de las pelculas. Lleg un momento en que no se poda vivir y levantamos el primer paredn. Ya experto en la materia, cuando compro mi casa actual lo primero que hago es el paredn. Quien me oblig a hacer eso es Sandro, porque yo no hubiera querido hacerlo. Soy un prisionero de Sandro. l me obliga a realizar ciertas cosas que a m no me gustan. De cualquier forma tengo un grupo de amigazos que vienen a casa o yo voy a las suyas. Vamos a comer con mi mujer y parejas amigas. Lo que pasa es que no digo adnde voy porque no quiero cmaras.

    Quiero vivir como Roberto Snchez, o Don Snchez, como me gusta que me llamen.

    Soy un prisionero de Sandro; quiero vivir como Roberto Snchez

    Extractos de una franca conversacin entre el dolo y el periodista Eduardo Aliverti

    SandRoamrica llora al dolo

  • 36 gentesur

    Sus nenas, como bautiz a sus fa-nticas, lo lloraron desconsolada-mente. En las puertas del hospital de Mendoza, frente a su casona de Banfield, en la periferia sur del Gran Bue-nos Aires, o en el Congreso Nacional, don-de se realiz el multitudinario velatorio, la tristeza y las lgrimas se robaron la escena.

    El ltimo adis al cono de la rebelda latina que cautiv a argentinos y latinoa-mericanos en general desde los tempranos aos 60, fue el Da de Reyes, en el Glo-riam Jardn Cementerio de Longchamps, en las afueras de la capital; toda una seal para el rey de la cancin meldica conver-tido en un Elvis Presley criollo, sentando los primeros pasos del rock en espaol.

    El velatorio de Sandro fue digno de un dolo popular. El dolor entre sus seguidores era tan grande, que las auto-ridades montaron frente al Congreso Nacional un hospital mvil con 16 ca-mas, 30 mdicos y equipo electrgeno y de oxgeno para afrontar cualquier emergencia sanitaria.

    La actriz y conductora Mirta Legrand, una gloria viviente del mundo del es-pectculo argentino, fue la primera que se anim a comparar a Sandro con el mito gardeliano. Se ha ido un dolo, un dolo popular; esto es como la muerte de Gardel. Se ha muerto Gardel otra vez, dijo. Pero no fue la nica.

    Susana Gimnez, otra de las estrellas del show business local, recogi el guante: Creamos que Sandro era inmortal. La gente est sintiendo lo mismo que cuando muri Gardel. Tena un estilo nico, lo ms difcil de conseguir para un can-

    tante. Su recuerdo se engrandece porque adems de ser un artista y un amigo in-creble, luch contra la enfermedad como un guerrero, aadi.

    El calor del verano austral era inso-portable y los desmayos se contaron por decenas. Ms de 50 mil personas desfila-ron ante su fretro.

    Llegu a las 2 de la madrugada al Congreso para ser una de las primeras en decirle adis, contaba Andrea, una rubia treintaera parada frente a la sede del Par-lamento con una rosa roja en su mano y un rosario en el cuello. A su lado, Mirta, con sus ms de 60 aos a cuestas, recor-daba a Sandro como un gran hombre a cuya casa acuda cada 19 de agosto a cantarle el cumpleaos feliz. El siempre sala a la puerta y nos abrazaba.

    La calle de su casona de Banfield, estaba a esa misma hora colmada de llo-rosos fans. Llegaban solos, con cartas de despedida en sus manos.

    Roberto, gracias por todo, deca un mensaje firmado por Marta. Que descanses en paz, deca otro, firmado por Javier, que defina a Sandro como un maestro. Las nenas hablaban entre ellas con susurros.

    Una vez hice 3 das de fila para verlo. Siempre lo vena a ver en su cum-pleaos. l sala a la calle y nos saluda-ba a todas. A nadie dejaba sin saludar. A mi ya me conoca; cada vez que me vea me deca hola brujita, brujita. Era mi dolo, rememora Delia.

    Las fotos con mensajes de amor pe-gadas a las paredes cubran todo el fren-te de la casa, donde decenas de fanticas esperaban, desde la madrugada del 5 de enero, a un dolo que ya no volver a salir a su portal.

    Pero sus seguidores no se movieron. Pasaron la larga noche con velas en sus manos y slo se fueron rumbo al Con-greso, a dar su ltimo adis al Gitano.

    Otro locutor y fantico, Roberto Defazio, quien conduce el programa A Todo Sandro en AM 1470 de Radio Ca-dena, coment a Gentesur que para no-sotros, ms que un artista fue un amigo. Por eso es una amargura terrible la que uno siente con esto que pas.

    Y concluy: son momentos muy duros en los que uno hace el programa de radio para difundir su msica, por-que l tiene material para varias dca-das. Sandro est bien, el que se fue es

    Roberto.

    Sandro el nuevo Gardel?

    La comparacin suena hoy, para muchos, inso-lente. Pero los puntos en comn, ms all de dife-rencias de estilos, se api-lan: ambos fueron dolos populares, compartieron orgenes humildes, no tu-vieron hermanos ni hijos, vivieron para sus madres y rodearon su vida de un misterio difcil de igualar.

    El debate entonces qued instalado.

    El diario Clarn, el ms vendido del pas, se anim a formular la pre-gunta Sandro es Gardel?

    Y respondi: ser el paso del tiempo el encarga-do de marcar los alcances de la solidez de la leyenda. Todo parece indicar que Roberto Snchez se va a ubicar ah, cerca, muy cer-ca del podio celeste que en-cabeza, gigante y eterno, el Zorzal Criollo.

    Argentinade luto

    G

  • gentesur 37

    F

    oto:

    Cla

    rin/B

    A-A

    rgen

    tina/

    Gen

    tesu

    rSandro

    amrica llora al dolo

    El adis al legendario Gitano

  • 38 gentesur

    F

    otos

    : Alb

    erto

    Car

    bot/

    Gen

    tesu

    r

  • gentesur 39

    La artista desconfa de Los gaLeristas y corredores y prefiere vender directamente su obra en eL Jardn deL arte, un espacio de expresin

    creativa, donde sus acuareLas son muy apreciadas por Los conocedores

    Susana Lezama Jimnez Castro, una de las acuarelistas ms connotadas y apreciadas en la comunidad artstica -quien desde hace 20 aos, semana a semana se da cita en el Jardn del Arte, ubi-cado a un costado de la explanada del Monu-mento a la Madre en la ciudad de Mxico-, considera que sta es la ms sana de todas tcnicas pictricas.

    Basa sus apreciaciones en el sentido de que en ella no se utilizan solventes que afec-ten las vas respiratorias del artista, sino por-que materiales como el algodn -que se em-plea para fabricar papel-, tambin aportan nuevas experiencias, que lo mismo pueden resultar desastrosas o afortunadas, al darle a la obra un plus o sencillamente borrarla.

    La artista muy inquieta desde nia, an-tes de estudiar y realizar un posgrado en la Academia de San Carlos, tuvo sus primeros contactos con la acuarela al lado de destaca-dos arquitectos, como decoradora de interio-res. Define esta tcnica como todo un reto y la compara con la vida, porque marca ciertos caminos que son metas o propuestas, pero al final, como la propia vida, pueden cambian los planes.

    El comparativo es que t le propones al papel -le propones un pigmento, se mete una aguada- y resulta que si hay ms viento o el da es caluroso, el secado es diferente; puede secarse de ms y dejar una mancha que nunca estuvo programada, aunque en ocasiones ese detalle puede resultar en la mancha ms rica y espontnea, provocada por el agua, el papel y el pigmento mismo.

    Los corredores de arte, un maL necesario, dice La pintora susana LeZama

    La acuareLa es como La vida

    Es, en definitiva, un reto al que el artista se debe adaptar, seala. Refiere luego que la acuarela puede aplicarse tambin sobre tela, pero lo natural es sobre papel de algo-dn, libre de cidos. Sin embargo ello tiene sus bemoles porque se requiere que el papel fabricado especialmente permita esa per-meabilidad que slo ofrecen los fabricantes europeos -italianos, franceses e ingleses-, que adems paradjicamente es ms econmico y posee texturas, marcas y gramajes diferentes que el nacional.

    Divertida, recuerda que bajo la gua de la grabadora Leticia Tarrag -quien an imparte sus conocimientos en instituciones universi-tarias veracruzanas-, plasm a los 17 aos su

    primer trabajo, pintando el bote de basura del aula. Me qued tan bien, que ella me lo elo-gi y me estimul a seguir en esto, seala.

    Los corredores de arte un maL necesario

    Lezama -quien ha expuesto en algunas galeras europeas, principalmente en Inglate-rra, donde caus furor con su trabajo presen-tado en la Roy Milles Gallery-, asegura que en Mxico, su obra va ms de prisa en el gus-to de los compradores del Jardn de Arte, que en el de los galeristas o corredores que en lo general resultan un mal necesario.

    Desafortunadamente no he encontrado

    races. No se puede divorciar a la pintura del hbitat del hombre, de su

    ambiente, asegura la connotada acuarelista mexicana, egresada de la

    Academia de San Carlos

    propone caminos y metas que aL finaL cambian

  • 40 gentesur

    no desarrolla, ya que le comenz a afectar durante el ao en que curs el diplomado de restauracin en la Academia de San Carlos.

    Comenc a sentirme muy mal; tena neuralgias y el mdico me dijo que me haba vuelto hipersensible a los solventes como la acetona, gasolina, thiner y otros barnices muy antiguos, que cuando llevas a cabo trabajos de restauracin, se deben desprender con pro-ductos muy fuertes.

    Entre los acuarelistas ms representati-vos de esta disciplina en el pas, menciona al extinto pintor mexiquense Ignacio Mara Beteta y a Luis Ricardo Amendola Gaspar, fallecido hace una dcada.

    Ambos pintores, junto con el desapare-cido sinaloense Edgardo Coughlan -premio Nacional de la Acuarela y continuador de la tradicin acuarelista clsica-, comenzaron a manejar esta tcnica de forma muy espont-nea, no tan rgida como se acostumbraba en los proyectos de arquitectura, seala.

    Pero afirma que existen muchos valores en la Sociedad de Acuarelistas Mexicanos donde hay jvenes que estn sacando cosas

    abstractas, muy impresionantes. La pintora se declara realista, muy clsica y expone que sigue en esta corriente, porque me ha costado mucho trabajo querer ser abstracta, aunque de cualquier manera ha modernizado sus temas a travs del colorido, de tal suerte que se adapta el realismo a la nueva era como lo es el minimalismo, el uso de lneas ms ri-cas en todos los ambientes.

    Al respecto, estima que no se puede divorciar a la pintura del hbitat del hombre, de su ambiente, ya que la obra de arte le da vida y belleza a cualquier lugar.

    La fotografa, sLo un instrumento

    Lezama critica a algunos acuarelistas que toman la fotografa como calca para su trabajo, lo que a su juicio habla de una gran falta de creatividad y no de un uso referencial que permite aprovechar cierto momento, ya que sta es un instrumento, es nuestra memo-ria visual, pero una acuarela no se tiene que presentar como una fotografa.

    susana Lezama. La pintora expone su obra cada semana

    en el Jardn del Arte, tradicional espacio de expresin creativa de las

    calles de Sullivan

    un buen galerista o corredor de arte, aunque no pierdo la esperanza de hallar, algn da a cualquiera de los dos, dice en entrevista con Gentesur.

    La artista se declara decepcionada de los corredores, ya que afirma que han tenido ex-hibida su obra hasta por un ao y no la venden o no se la pagan, y en cambio al recuperarla y exponerla en este espacio cultural del Jardn del Arte, en un mes o menos, se adquiere, y hace notar que actualmente no tiene ningn galerista que venda bien y pague puntual.

    Es una mujer madura que ha sabido sor-tear con xito las vicisitudes que las malas rachas -se rehsa a llamarlas crisis- han ge-nerado en Mxico desde hace dcadas.

    Reconoce que en los actuales momen-tos la acuarela y cualquier obra pictrica -independientemente de la tcnica que se use para su produccin-, resultan hasta cier-to punto caras para los mexicanos, ya que atravesamos una etapa de incertidumbre que mueve a la gente a guardar su dinero.

    La aCuareLa, una tCniCa sana

    Lezama insiste en que la acuarela es la tcnica pictrica ms sana, porque el crea-dor no respira solventes; el papel es 100 por ciento natural, de algodn, libre de cidos, y ni siquiera se siente en las manos que se toca un material agresivo.

    Por ejemplo, recalca que hasta el uso del acrlico -que es a base de agua-, resulta un material que irrita la piel, por su toxicidad, al igual que el leo, tcnica que prcticamente

  • gentesur 41

    La acuarelista, pareja del diseador Gerard Laurent y madre de 2 hijos -Sergio Eduardo, diseador grfico y Susana, ins-tructora de yoga-, afirma que la fotografa le permite captar momentos especficos que no pueden volver a recrearse, pero a diferencia de muchos colegas, la utiliza como instru-mento, como apunte y no como objeto final.

    El acuarelista ha tenido la facilidad de que su material con el que trabaja es ligero y fcil de transportar. Por ello el maestro Ig-nacio Beteta era paisajista y sola acampar acompaado de sus discpulos.

    Tenan a su disposicin la naturaleza en pleno. Con la acuarela se pueden hacer apun-tes muy rpidos, lo cual es fabuloso, aade.

    No obstante los altibajos del mercado afirma que s se puede vivir de la acuarela y ella misma se considera un ejemplo, pues lo ha hecho por ms de 20 aos a pesar de que la tcnica requiere de mayor expe