El Cuento Fantastico

  • View
    108.935

  • Download
    0

Embed Size (px)

Text of El Cuento Fantastico

1

Cuento fantsticoDe Wikipedia, la enciclopedia libre

El cuento fantstico narra acciones cotidianas, comunes y naturales; pero en un momento determinado aparece un hecho sorprendente e inexplicable desde el punto de vista de las leyes de la naturaleza. Aunque se basa en elementos de la realidad -por ejemplo, un misterio por resolver, un tesoro escondido- presenta los hechos de una manera distinta al modo habitual de ver las cosas, de una manera asombrosa y, muchas veces, sobrenatural. Esta situacin provoca desconcierto e inquietud en el lector.

DefinicinUn relato fantstico se basa en lo irreal y causa un efecto de realidad, por lo que el lector encuentra una lgica a lo que est leyendo. El personaje no distingue lo que es real de lo que es irreal. Dentro de ste gnero lo imposible es posible. El espacio en el que viven los personajes es ilgico y sigue normas irracionales, como en "Alicia en el pas de las maravillas". El cuento fantstico es aquel que, por la suma de elementos reales y de elementos extraos e inexplicables, hace vacilar entre una explicacin natural o una sobrenatural y deja al lector sumido en la incertidumbre.

Recursos que utilizastos contribuyen a que los hechos no puedan ser explicados racionalmente.

El punto subjetivo del narrador, a menudo centrado en el protagonista. La imprecisin en los nombres y en las caractersticas de los personajes. Las imprecisiones y confusiones espacio-temporales, lo que genera una atmsfera de irrealidad. La presencia de estados de alucinacin o sueo de los personajes, que rompe los lmites entre lo real y lo irreal. La referencia a sucesos inverosmiles o increbles.

2

EstructuraEl cuento fantstico tiene las siguientes partes:

Acontecimiento inicial: Presenta a los personajes y los ubica en el espacio y en el tiempo. Nudo: Es la ruptura de la situacin de equilibrio. Supone una transformacin de la situacin inicial y de los personajes. Desenlace: No se resuelve el nudo o conflicto sino que origina otro que queda sin solucin y deja en el lector la duda o la incertidumbre acerca de lo sucedido. Puede presentar un final abierto.

Ejemplos de cuentos fantsticos:

La pata de mono de W. W. Jacobs. El corazn delator de Edgar Allan Poe. El inmortal de Jorge Luis Borges. Casa tomada de Julio Cortzar. Autores espaoles de cuento fantstico: Cristina Fernndez Cubas, Jos Mara Merino, ngel Olgoso, Flix J. Palma, Juan Jacinto Muoz Rengel... De:Introduccin literaria III Editorial Estrada

El cuento fantsticoDefinicin El cuento fantstico es aquel que, por la suma de elementos reales y de elementos extraos e inexplicables, hace vacilar entre una explicacin natural o una sobrenatural y deja al lector sumido en la incertidumbre. Ingredientes de la materia fantstica El cuento fantstico utiliza como punto de partida los misterios que plantean el hombre y su mundo y que no han tenido una explicacin clara y certera: el tiempo, el espacio, los sueos, las dimensiones, la muerte... El autor del cuento fantstico elige uno de esos misterios como tema pero sin intencin de resolverlo, sino que, valindose de la ausencia de respuestas y de su imaginacin, logra la incertidumbre. Es por eso que, partiendo de elementos reales y cotidianos a veces en forma gradual y otras abruptamente- anula la realidad y nos traslada al mbito de lo misterioso y de lo inexplicable. Proviene de la vacilacin entre una explicacin natural o una sobrenatural. El escritor busca que el lector se pregunte acerca de la factibilidad de los sucesos; por eso elabora un relato verosmil, al que aade elementos extraos.

3 ste es el medio de producir la perplejidad y el suspenso, fuente de curiosidad, desazn y, a veces, miedo para el lector. Tratamiento de la materia fantstica Son prcticamente innumerables los medios de que se valen los autores de narraciones fantsticas una vez que han entrado en el proceso mental por el cual liberan su imaginacin. Invaden tiempo, espacio, personajes o situaciones y, en ocasiones, todo a la vez. Cuando el personaje es presa de las fuerzas sobrenaturales, si es un ser humano puede sufrir, entre otros, el fenmeno de la metamorfosis; si es cualquier elemento de la realidad animales, objetos, muerte, espritu- se animiza y adquiere caractersticas propias del hombre. Si la invasin de lo fantstico se produce por medio del tiempo y del espacio, se producen traslados a los otros tiempos -ya del pasado como al futuroanacronismos parciales, retrocesos en la propia historia, detencin del tiempo, desajustes entre el tiempo cronolgico y el tiempo interior, multiplicacin en el tiempo, ruptura de las leyes fsicas, transmutacin de mundos. Otro tema predilecto de los autores de cuentos fantsticos es la interrelacin entre el sueo y la realidad: sueo dentro de otro sueo, conciencia de que se est soando, sueos comunes a varias personas; en todos los casos, con un elemento que, luego en la vigilia, deja un rastro: por ejemplo, un objeto material presente en el sueo y presente en la vigilia.

Veamos la prctica

4

La cafeteraDe: Thophile Gautier

IEl ao pasado me invitaron, junto a dos de mis compaeros de trabajo, Arrigo Cohic y Pedrino Borgnioli, a pasar unos das en un lugar remoto de Normanda. El tiempo que, cuando nos pusimos en marcha, prometa ser excelente, cambi de repente, y cay tanta lluvia, que los tortuosos caminos por los que avanzbamos eran como el lecho de un torrente. Nos hundimos en el cieno hasta las rodillas, una capa espesa de tierra resbaladiza se peg a la suela de nuestras botas, y su peso aminor de tal modo nuestros pasos, que llegamos a nuestro lugar de destino una hora despus de la puesta del sol. Estbamos agotados; as es que nuestro anfitrin, al comprobar los esfuerzos que hacamos para reprimir los bostezos y mantener los ojos abiertos, una vez que hubimos cenado, mand que nos condujeran a cada uno a nuestra habitacin. La ma era muy amplia; sent, al entrar en ella, como un estremecimiento febril, porque me pareci que entraba en un mundo nuevo. Realmente, uno poda creerse en tiempos de la Regencia, viendo los dinteles de Boucher que representaban las cuatro Estaciones, los muebles de estilo rococ del peor gusto, y los marcos de los espejos torpemente tallados. Nada estaba desordenado. El tocador cubierto de estuches de peines, de borlas para los polvos, pareca haber sido utilizado la vspera. Dos o tres vestidos de colores tornasolados, un abanico sembrado de lentejuelas de plata alfombraban el entarimado bien encerado y, ante mi gran asombro, una tabaquera de concha, abierta sobre la chimenea, estaba llena de tabaco todava fresco. No advert estas cosas hasta despus de que el criado, tras dejar la palmatoria en la mesa de noche, me hubo deseado felices sueos y, lo confieso, empec a temblar como una hoja. Me desnud rpidamente, me acost y, para acabar con aquellos estpidos temores, pronto cerr los ojos volvindome hacia el lado de la pared. Pero me fue imposible permanecer en esa postura: la cama se agitaba como una ola y mis prpados y mis ojos se negaban obstinadamente a cerrarse. No tuve ms remedio que volverme y mirar. El fuego que arda en la chimenea lanzaba reflejos rojizos a la estancia, de modo que se poda sin dificultad contemplar los personajes de los tapices y las figuras de los retratos borrosos colgados de la pared. Eran los antepasados de nuestro anfitrin, caballeros con armaduras de hierro, consejeros con peluca, y bellas damas de rostro maquillado y cabellos empolvados de blanco, que llevaban una rosa en la mano.

5

El collarDe: Manuel Peyrou

-A fines del siglo XVII- dijo el escritor Flix Durand, con su modo retrico, lleno de simetras y comparaciones-, en una casa de Cannon Row, en el barrio de Westminster, John Locke opin que el entendimiento de los individuos era como un cuarto vaco, que reciba las impresiones de las ideas; dos siglos ms tarde Gastn Leroux, en su escritorio de la redaccin de Le Matin, frente al rumoroso boulevard, pens que un crimen en una habitacin cerrada poda impresionar el entendimiento de los individuos y escribi El misterio del cuarto amarillo. Haba algunas diferencias: para Locke, la nica realidad estaba en el recipiente esttico, en tanto que para Leroux all solo estaba la apariencia; para Locke algo haba entrado mientras que para Leroux algo habia salido, lo que, por alguna razn misteriosa de nuestras preferencias sentimentales, es ms estimulante y dinmico. // Se detuvo para tomar aliento. Era el momento propicio. Y todos, por un instante, se interrumpieron entre s, en su afn de interrumpirlo. Y a todos se adelant ella, no tanto por su rapidez, sino porque Durant, despus de mirar fugazmente las caras, la prefiri y la escuch, como quien prefiere en el da una onda a otra onda. Un rostro bronceado, los ojos claros y el cabello rubio ceniciento. La llamaban seora de Echage, y visitaba el club de golf por primera vez, integrando un equipo rival. La tormenta haba inmovilizado a los jugadores en un hall de amplias ventanas, contra las cuales se obstinaba la lluvia; varios temas haban languidecido hasta que Durant impuso el suyo. -Usted haba prometido dijo ella- contarnos el asunto de la desaparicin del collar. - S; pero reltenos los hechos logr colaborar el doctor Argello Soria. Exageraba su entusiasmo por los hechos porque quera demostrar su seriedad. La seriedad era la llave de su xito, junto con los anteojos y el sombrero Orin. -Les habl de Gastn Leroux continu Flix Durand, lanzando una mirada ptrea al doctor Argello Soria - , porque el collar de Florencia Domselaar desapareci de un cuarto cerrado, vigilado por mi amigo el inspector Agostini y custodiado por numerosos pesquisantes. Es, ms o menos, sustituyendo crimen por robo, la situacin planteada por Leroux en El misterio del cuarto amarillo. All el delito se comete antes de la hora que el lector imagina. Considerando el factor tiempo, la otra solucin a un misterio e