of 4/4
Los retos de la Democracia Hoy. En la pág 2. Quilombo inicia en Ocaña y de acá para el mundo! Empieza a conocernos en nuestra editorial. En la pág 2. Las redes sociales y su uso en la opinión pública. Rebeldes colombianos y gobierno continúan negociaciones por la paz. La creatividad, la pasión y la decencia, son valores cuya práctica es imprescindible para la gestión pública. Distribución Gratuita Año 1 Edición No. 001 Quilombo Ocaña-Colombia Quilombo Quilombo TECNOLOGÍA OPINIÓN ACTUALIDAD POLÍTICA POLÍTICA ENTRETENIMIENTO Noviembre 1 al 15 de 2013 ACTUALIDAD: La prima de los padres de la Patria. Prima especial de los congresistas, cuesta $2.069’392.00 mensuales. Que no se confunda el lector, aunque vamos a hablar de primas de los con- gresistas y de padres de la patria, lejos están estas líneas de tratar aspectos fa- miliares, o mejor dicho, sí son temas familiares pero sólo porque ya nos es muy familiar a los colombianos, ver cómo entre unos poquitos se reparten una gruesa capa de mermelada, y al ciudadano de a pie, le toca finalizando la quincena, pasarle la lengua al frasco. Sin lugar a dudas muchos sentimos como un atropello a la dignidad del tra- bajador, el hecho de que desde el eje- cutivo se le hayan ofrecido las dichosas primas a los honorables congresistas, después de haber sentido el fresquito cuando la Corte Constitucional fijara unos topes salariales para estos señores aludiendo a la equidad. Por otro lado, es razonable que cualquier empleado colombiano aduzca a que se esfuerza mucho en sus arduas jornadas laborales y que por tal motivo merece una prima extra, tal y como lo aducen los honora- bles congresistas. Continúa pág 3 Más allá de la firma. En un posible escenario donde el Presi- dente Santos participe como candidato presidencial, los miembros del Partido de la U quieren llevar las banderas de la candidatura reelectoral, pero como dijo el ciego: “amanecerá y veremos”. En vilo reelección de Juan Manuel Santos. Hace más de un año comenzó el proceso de diálogo que busca ponerle fin al con- flicto armado librado entre el gobierno y las FARC, se anunció una serie de puntos de discusión sobre los cuales se cimentaría un acuerdo, sólo hemos evacuado el tema agrario y al día de hoy, están aún pendien- tes la participación política, el fin del con- flicto, las drogas y las víctimas. Es decir, está pendiente el grueso del conflicto y llegamos a la meta fijada por el Presidente Santos: Noviembre de 2013. Pág.2 Pág.3 El ambiente Preelectoral: Declaraciones altisonantes es lo que deja ver el escritor Fernando Vallejo, sobre el ambiente preelectoral en el reportaje del diario El Espectador del 6 de octubre de 2013, donde afirma lo siguiente: “Dos nuevos partidos para qué”. Continúa pág3. OPINIÓN Pág.4 Fotografía : Sergio F. Murcia Fotografía : Revista Semana Fotografía : Elespectador.com Opina sobre este artículo en @somosquilombo nuestra cuenta en twiter. ISSN 2346-383X

Quilombo Impreso

  • View
    242

  • Download
    1

Embed Size (px)

Text of Quilombo Impreso

  • Los retos de la Democracia Hoy. En la pg 2.

    Quilombo inicia en Ocaa y de ac para el mundo! Empieza a conocernos en nuestra editorial. En la pg 2.

    Las redes sociales y su uso en la opinin pblica.

    Rebeldes colombianos y gobierno continan negociaciones por la paz.

    La creatividad, la pasin y la decencia, son valores cuya prctica es imprescindible para

    la gestin pblica.

    Distribucin Gratuita Ao 1 Edicin No. 001 QuilomboOcaa-ColombiaQuilomboQuilombo

    TECNOLOGA OPININACTUALIDADPOLTICA

    POLTICA

    ENTRETENIMIENTONoviembre 1 al 15 de 2013

    ACTUALIDAD: La prima de los padres de la Patria.

    Prima especial de los congresistas, cuesta $2.069392.00 mensuales.Que no se confunda el lector, aunque vamos a hablar de primas de los con-gresistas y de padres de la patria, lejos estn estas lneas de tratar aspectos fa-miliares, o mejor dicho, s son temas familiares pero slo porque ya nos es muy familiar a los colombianos, ver cmo entre unos poquitos se reparten una gruesa capa de mermelada, y al ciudadano de a pie, le toca finalizando la quincena, pasarle la lengua al frasco.

    Sin lugar a dudas muchos sentimos como un atropello a la dignidad del tra-bajador, el hecho de que desde el eje-cutivo se le hayan ofrecido las dichosas primas a los honorables congresistas, despus de haber sentido el fresquito cuando la Corte Constitucional fijara unos topes salariales para estos seores aludiendo a la equidad. Por otro lado, es razonable que cualquier empleado colombiano aduzca a que se esfuerza mucho en sus arduas jornadas laborales y que por tal motivo merece una prima extra, tal y como lo aducen los honora-bles congresistas. Contina pg 3

    Ms all de la firma.

    En un posible escenario donde el Presi-dente Santos participe como candidato presidencial, los miembros del Partido de la U quieren llevar las banderas de la candidatura reelectoral, pero como dijo el ciego: amanecer y veremos.

    En vilo reeleccin de Juan Manuel Santos.

    Hace ms de un ao comenz el proceso de dilogo que busca ponerle fin al con-flicto armado librado entre el gobierno y las FARC, se anunci una serie de puntos de discusin sobre los cuales se cimentara un acuerdo, slo hemos evacuado el tema agrario y al da de hoy, estn an pendien-tes la participacin poltica, el fin del con-flicto, las drogas y las vctimas. Es decir, est pendiente el grueso del conflicto y llegamos a la meta fijada por el Presidente Santos: Noviembre de 2013. Pg.2

    Pg.3

    El ambiente Preelectoral:Declaraciones altisonantes es lo que deja ver el escritor Fernando Vallejo, sobre el ambiente preelectoral en el reportaje del diario El Espectador del 6 de octubre de 2013, donde afirma lo siguiente: Dos nuevos partidos para qu. Contina pg3.

    OPININ

    Pg.4

    Fotografa : Sergio F. Murcia

    Fotografa : Revista Semana

    Fotografa : Elespectador.com

    Opina sobre este artculo en @somosquilombo nuestra cuenta en twiter.

    ISSN 2346-383X

  • Rafael Stevenson Garca Rondn @rafasgar

    En el siglo XXI los gobiernos de los pases en desarrollo tienen nuevas exi-gencias, como tambin aquellas que se mantienen sin ser solucionadas, que los diferencian de los pases ya desarrolla-dos e incluso de la empresa privada. Para esto, es necesario promover dentro del gobierno con el objetivo de una calidad democrtica, conceptos como partici-pacin, transparencia, sostenibilidad y equidad, entre otros. Estos gobiernos deben dejar atrs aquella visin antigua de administrar, limitada solamente a la gestin de los servicios pblicos y la regulacin de las activida-des de su poblacin. El panorama lleva a olvidar la mera administracin y bus-ca gobernar para ser el protagonista del cambio, en pro de la gobernanza o buen gobierno y calidad democrtica, lo que representa el respeto efectivo a los dere-chos de los ciudadanos (civiles, polticos y sociales), aplicacin de los principios democrticos como legalidad, clara ren-dicin de cuentas y transparencia, como, la respuesta y satisfaccin de las deman-das y necesidades ciudadanas o respon-sividad.

    Un gobierno sin empata, dedicado es-cuetamente al tipo de administracin atrs enunciada, eliminando los procesos participativos, sin ni siquiera tener esbo-zos de polticas pblicas, conduce a que una administracin se convierta en aque-lla que solo responde al acontecer diario de la ciudadana, y su ineptitud, adems de perjudicar a la poblacin, que en un pas como Colombia se encuentra en se-rias situaciones de vulnerabilidad, lleva a salirse del marco de la legalidad y aquel opositor o incluso ciudadano cauto, inte-resado de su conciudadano, en la mejo-ra constante de la calidad de vida de sus semejantes, como en el ejercicio de los derechos polticos, sea atacado y llevado al extremo de ser sealado como terro-rista por los copartidarios de la adminis-tracin, slo por no compartir la visin del que fue escogido democrticamente, debiendo el gobernante de turno hacer honor a la calidad de su escogencia. Un gobierno de este estilo, nunca tendr en su radar la calidad democrtica, la gober-nanza, el respeto por el otro, ni mucho menos ser confiable.

    Pgina 2 Ao 1 Edicin No. 001 Quilombo 1 de Noviembre de 2013

    EDITORIAL

    Se arm el Quilombo! Seguramente esa fue una de las muchas expresiones que gritaron los antepasados de Nica-nora Rincn, la esclava que bail con el primer Gobernador de la Provincia de Ocaa, en la fiesta de celebracin de la libertad de los esclavos y en cuya memoria se levant la Columna del centro de la Plaza 29 de mayo o Parque Principal del Municipio. Los negros es-clavos cimarrones que emprendieron la fuga y lograron llegar lejos de la cruel-dad de sus amos y opresores, realiza-ron concentraciones y escogieron sus propias autoridades. A ese movimiento por el derecho mnimo a la libertad y a la dignidad lo llamaron Quilombo.Sin duda es este el relato de uno de los hechos ms inspiradores de la humani-dad en la lucha por la reivindicacin de sus Derechos. Y es que andamos inspi-rados y queremos inspirar a otros. Es-tamos convencidos de que es posible construir una Colombia mejor y tene-mos como propsito ayudar a hacerlo. Para eso buscamos a otros soadores, que no tengan barreras mentales, para que nos acompaen a lograrlo. Empe-zamos con la herramienta ms antigua de la humanidad cuando de grandes propsitos e ideales se trata: el papel peridico. A travs de ste deseamos construir una plataforma ideolgica y poltica que sobre la base de la pasin, la creatividad y la decencia, propon-ga alternativas para el cambio o para la consolidacin de lo que es bueno y conveniente para el ser humano que habita esta tierra.Sin egos, sin pretensiones; solo quere-mos contar lo que pensamos, proponer y debatir ideas y que otros lo puedan hacer libre y respetuosamente. Bueno casi todos. Aquellos que estn acos-tumbrados como sabaones a extraer lo mejor de la sociedad en su propio beneficio, no son bienvenidos. Para participar en Quilombo simplemente necesitas creer, soar y decirlo, ya es-tas invitado, aunque la verdad no nece-sitas invitacin; no hay lmites para los soadores. Nos interesa el ciudadano como actor poltico y por ello propon-dremos ideas polticas, y no por eso ha-cemos parte de un gobierno ni de una oposicin. Quilombo no persigue fines econmicos ni comerciales. Lo impri-mimos a bajo costo, en papel reciclado y con tinta ecolgica, lo que hace po-sible su distribucin gratuita y cuida-do de la naturaleza. S se requiere de la pauta publicitaria para crecer, pero sobre todo de tu confianza para escribir en l, leerlo y repartirlo entre tus ami-gos, vecinos y familiares. Quilombo inicia en Ocaa, y de ac para el mundo.

    MS ALL DE LA FIRMALuis Andrs lvarez [email protected] Viene de la Pg 1. A pesar de estas dificultades, y de los obstculos que buscan entorpecer la ne-gociacin, la oportunidad que tenemos los colombianos de frente con esta nueva opcin de paz es enorme, la responsabi-lidad histrica de Santos es inmensa, y permtanme decirlo, el Presidente ha sa-crificado muchos de los elementos mejor valorados en este pas para poder llegar a este punto; le di prioridad a la civilidad sin abandonar la seguridad, la nica va para establecer una paz duradera.

    Pero, Estamos los colombianos prepa-rados para la paz? Supongamos que el gobierno y las FARC llegan a un acuer-do que se someter a aprobacin de los colombianos, el llamado referendo por la paz, a pesar de las campaas en con-tra, porque las habr, supongamos tam-bin que finalmente se aprueba el texto pactado en La Habana, tendr lugar el anhelado acto protocolario en el que go-bierno de turno y las FARC firman la paz, momento en el cual presenciaramos el desarme de la guerrilla, sin embargo de-bemos preguntarnos: Dejar las armas se traduce en paz? Tenemos las herramien-tas para establecer una paz eficaz? Se me viene a la cabeza la ley de restitucin de tierras, en la que de manera valiente se pretende devolver cientos de hectreas a los campesinos despojados ilegalmen-te de sus tierras, y que en la prctica, en zonas como el Urab no se ha devuelto ni un metro cuadrado de tierra a los leg-timos propietarios, hay enemigos decla-rados de este proceso. Llevando la paz a otro escenario: La participacin poltica de miembros de las FARC, Estamos dis-puestos a aceptar una eventual circuns-cripcin especial para ellos? A revivir partidos como la UP o crear nuevos? A aceptar la seleccin de delitos para con-denas? En estos temas lgidos y que vin-culan compromisos internacionales de Colombia debemos ser conscientes de que no hablamos de premiar los actos de-lictivos cometidos durante dcadas, sino de ofrecer una opcin de poder distinta a la armada si queremos conseguir la paz. Danos tu opinin sobre el proceso de paz, en nues-tro Fan Page de Facebook: Somos Quilombo.

    Los retos de la Democracia Hoy.

    Fotografa RadioRed.com.co

    Fotografa Elrenocrtico.com.

  • Poder. Detrs de los puestos pblicos para repartirse el di-nero y los contratos, y para mandar como se les da la gana, porque creen que nacie-ron para presidir el destino de 50 millones de personas. Una gentuza insignificante, inculta que no ve nada.Para rematar, no deja bien parado al grupo de Uribe: Centro Democrtico? Qu es el uribismo? El uribismo es una mafia que va detrs del poder de la Presidencia y de los puestos pblicos para re-partrselos. Es un movimiento despreciable y el que preten-de reelegirse es igual. Repre-sentan la historia del traidor traicionado. Hampones que se traicionan unos a otros.Para completar el tema, el se-nador Roy Barreras, descubre el agua tibia y pide: a travs de carta abierta a los presi-dentes de los partidos que presenten listas cerradas a los colombianos para que as las colectividades asuman la res-ponsabilidad en la calidad de los miembros de cada partido. Cerrar las listas es cerrarlas al clientelismo, a la compra de votos y a la penetracin ile-gal. Por ultimo James Robin-son, autor del libro Por qu fracasan las naciones y un es-tudioso de Colombia en repor-taje a la revista Semana del 6 de octubre de este ao afirma: Colombia, una democracia de orangutanes con sacoleva.Tres personajes que no hablan bien de nuestro sistema pol-tico, orangutanes, compra de votos, corrupcin, etc. Pano-rama sombro, nadie cree en las Instituciones, una minora con el poder del dinero sigue comprando votos y gobernan-do segn Vallejo como se les da la gana. En una democra-cia donde nos enorgullece ser de las ms antiguas del con-tinente, produce indignacin este tipo de hechos. Pero no hay que permanecer pvidos, hay que tener sueos para cambiar el estado de las cosas que afectan nuestro sistema; la juventud debe estar a la van-guardia del mismo, no deben ser espectadores silenciosos y resignados. Necesitamos que la juventud entre y ocupe es-pacio en el debate, que le co-rresponde; no podemos dejar el pas en manos de los

    El ambientepreelectoralHctor Emilio Pacheco

    Pgina 3Ao 1 Edicin No. 001 Quilombo 1 de Noviembre de 2013

    La prima de los padres de la Patria.

    LA REELECCIN DE J. MANUEL SANTOS Lus Mver Navarro Estvez @Maverstevez

    El camalenico Senador Roy Barreras, anteriormente valioso escudero de Uribe y quien en la actualidad juega en el equipo de Santos, defiende a capa y espada la decisin del Partido e insiste que el Presidente acepte la propuesta; es de resaltar que la mayora de los directivos de la U respaldan la iniciativa, pero no hay que desconocer la divisin interna que sufre el partido.Juan Lozano, Ministro de Ambiente, Vivienda y Desarrollo te-rritorial en la presidencia de Uribe y actualmente Senador de la Repblica, manifest como actor principal de la U, que no se pueden enfocar solo en defender los intereses del gobierno; por su parte el Senador Juan Carlos Vlez inform a los medios de comunicacin que la U lo tiene secuestrado y pidi que lo de-jen en libertad, quiere ser expulsado para poder pasarse a las filas del Partido Puro Centro Democrtico sin ser sancionado por doble militancia.No me quiero imaginar la encrucijada en el alma de Santos, despus del paro campesino en el Catatum-bo, del paro de los paperos de Boyac y diferentes campesinos en el pas, del paro del magisterio y de los camioneros, despus de tan desgreada prima especial de 7898.445 pesos a cada congresista y de una no tan aceptada mesa de dilogos con las FAR-EP en Cuba, que lo ha llevado a un 21% de aceptacin o popularidad en el mes de septiembre que pone tambalear su reeleccin. No se sabe a ciencia cierta el destino del Seor Santos, todo depende de las jugadas polticas realizadas en su periodo pre-sidencial, reza a rodilla limpia que el proceso de negociaciones con las FARC-EP le haga el milagrito, aunque no creo; el haz bajo la manga presidencial es la Fundacin buen Gobierno donde sobre sale el nombre de Germn Vargas Lleras, pero la pregunta sera los partidos de la Unidad Nacional apoyaran una candidatura del militante de Cambio Radical? Los Libe-rales dijeron NO, los Verdes estn haciendo alianza con los Progresistas para contar con su propio candidato y los Conser-vadores estn a la espera y algunos de ellos coquetean con el Puro Centro Democrtico, en pocas palabras si en un escenario poltico no est Juan Manuel Santos como candidato, se embo-latara la reeleccin de sus polticas, los de la U seran pioneros en esta reeleccin, pero tambin seran los primeros quemados por las malas jugadas polticas del Presidente de la Repblica.

    Para Quilombo tu opinin es muy importante por eso cunta-nos Apoyaras a Santos si fuera candidato presidencial nueva-mente? Escribe tu respuesta en

    nuestro Fan Page de Facebook Somos Quilombo

    Fotografa : Minuto30 .com

    Jorge Luis Solano [email protected]

    Declaraciones altisonantes es lo que deja ver el escri-tor Fernando Vallejo, sobre el ambiente preelectoral en el reportaje del diario El Es-pectador del 6 de octubre del 2013, donde afirma lo siguiente:Dos nuevos parti-dos para qu.Ya tenamos los miserables Conservador y Li-beral. Van detrs del botn del

    Muchos recuerdan la reunin a puerta cerrada entre la colectividad de la U y el Presidente de la Repbli-ca realizada en Paipa (Boyac) el pasado 25 de julio, la directiva del partido poltico le pidi a Santos que en el momento que anuncie su intencin de hacerse reelegir, lo haga con el aval del partido que l mismo fund a favor del ex Presidente lvaro Uribe Vlez.

    Sin embargo lo que no es ra-zonable y que incluso toca con la desfachatez, es que le bajen al ritmo de trabajo, que ni si-quiera asistan a los debates, o que saquen excusas del tipo: mi salario no me alcanza para la gasolina de mi camioneta, llegar a esos trminos ocasio-nara muy probablemente una carta de despido al colombiano que se gana un salario mni-mo, y que muy probablemen-te no tiene para la camioneta del dueo de tremenda frase. Ahora bien, resulta pertinente esperar de estos seores que slo por estilo llamo honora-bles, que con su nuevo salario por cuestiones de tica y de principios, tengan a bien asistir a las sesiones, llegar a tiempo, no quedarse dormidos, y no hablar por los nuevos celulares con los que tambin los acaban de dotar. Finalmente, y lo ms importante de esta columna, es lo que usted querido lector puede hacer por la patria; la prxima vez que se acerque a la mesa de votacin, cercire-se de que est votando por un honorable que se gane el cr-dito, por un padre de la patria que se la sude como se la sud su pap por usted, por un con-gresista que demuestre gestin, por uno que demuestre que se merece su prima (la de l).

  • Las Redes Sociales y la Opinin Pblica.

    AHORA S SE ARM EL QUILOMBO

    Xiomara De La [email protected]

    La rpida evolucin de Internet en los ltimos 15 aos ha generado un cam-bio trascendental en la forma de vivir y convivir en sociedad, tanto as que hoy nos vemos en la obligacin de perma-necer actualizados con toda la infor-macin que alberga la nube, y todo esto ha sido posible en gran medida gracias a las famosas Redes sociales, que son un gran centro de informacin e interaccin donde podemos comunicarnos con otros sin importar la distancia; simplemente lo que se necesita es estar conectado a una red de internet.

    CONOCE NUESTRO EQUIPO DE TRABAJO

    Facebook : Somos Quilombo

    Twitter: @somosquilomboDirector editorial:

    Jorge Luis Solano QuintanaConsejo Editorial: Xiomara De La cruz

    Hector Emilio PachecoLuis Maver Navarro Esteves Luis Andrs lvarez TorradoJohann Armando Moncada P.Rafael Stevenson Garca R.Diseo y diagramacin:

    Sergio Fabin Murcia SolanoEdicin:

    JW Publicidad

    Todos somos Quilombo! as que vos tambin podes participar envindonos tu artculo o tus comentarios a nuestro

    correo: [email protected]

    Ilustracin: Sergio F. Murcia

    Espera la 2da. edicin este 15 de Noviembre.

    HO

    O

    O

    O

    O

    OO

    O

    N

    N

    N

    E

    E

    E

    E

    EE

    S

    S

    S

    S

    S

    SS

    M

    M

    PR

    TVV

    V

    T

    T

    D

    D

    DD

    DW

    W

    XX

    E V EQ

    U

    U

    U

    U

    FYY

    F

    FG

    GJ

    J

    J

    J

    J

    K

    KK

    R

    S

    D

    P

    PD

    D

    D

    DD

    D

    R

    R

    R

    C

    C C

    CC

    D

    A

    A

    A

    AAA

    A

    A

    A

    LI

    I

    I

    II

    I

    I

    A

    II

    I

    I

    II

    mismos; que sigan pisoteando y maltra-tando la forma de gobernar a 50 millones de colombianos. Este es un llamado es-pecial a la juventud que reside en Ocaa y todos los pueblos que integran la pro-vincia, para la formacin de un movi-miento que rescate a sus pueblos de la politiquera, es hora de organizarnos, ya no hay tiempo que perder.Reflexionemos; Martin Luther King dijo: No me preocupa el grito de los violen-tos, de los corruptos, de los deshonestos, de los sin tica. Lo que ms preocupa es el silencio de los buenos.

    Es de gran importancia dar un buen uso a las redes sociales, porque desde tu apa-rato electrnico vas a dar a conocer una idea de la que van a tener conocimiento todas las personas que hagan parte de tu red y puedes crear un impacto positivo o negativo segn las reglas de etiqueta (conjunto de normas de comportamiento general en internet) que utilices. Con el tiempo muchos son los sectores se han venido sumando a esta ola de las redes sociales; desde las grandes empresas privadas, organizaciones gubernamen-tales y no gubernamentales; personajes pblicos de distintos medios, entre ellos muchos polticos, han visto en estos es-cenarios la posibilidad de mantener un contacto directo con su pblico. Bue-nos ejemplos de estos casos son: La gran avanzada del partido verde en todas las redes sociales apoyando al candidato Antanas Mockus a la presidencia; el da de hoy, el Presidente Juan Manuel San-tos, quien se ha apoyado de su cuenta en twitter para dar a conocer detalles de su mandato; el ex presidente Uribe, ya famoso por sus tweets atacando al ofi-cialismo; los medios de comunicacin nacionales no se quedan atrs, todo el tiempo compitiendo por ser el que ms seguidores tiene con el objeto de gene-rar mayor credibilidad; por su lado el Papa Francisco es tambin reconocido por su actividad en la red social del ca-nario azul. Como stas son muchas ms las personalidades, que a travs de su cuenta personal, pueden dar a conocer qu estn haciendo, qu proyectos tie-nen, mostrar su apoyo o desacuerdo con cualquier acontecimiento y con esto in-fluir en la opinin de sus seguidores.

    La informacin es el bien preciado de la red de redes, es lo que debe ser protegi-do y como tal, se debe ser responsable al momento de leer, publicar y replicar, ya que de ah parte toda la filosofa de la Internet. Esto debera ser un tema en el que deberan tener ms cuidado nues-tros dirigentes y todos los personajes que influyen en la opinin pblica.

    dale una mano al planeta. Compartlo!

    Busca en esta sopa de letras 6 valo-res fundamentales que deba tener un buen funcionario pblico .Honestidad, creatividad, pasin, decencia, compromiso, solidaridad.

    Escribe qu valores piensas debe te-ner un buen dirigente en Colombia?

    Pgina 4